Seis detenidos por el atentado contra el presidente Nicolás Maduro

Rebelión. Autoridades del Gobierno de Venezuela anunciaron la desactivación de una célula compuesta por seis "terroristas" a la que acusan de dirigir el ataque contra el mandatario de su país. Militares emitieron comunicado reafirmando su "lealtad".

6 Ago 2018 | 6:35 h

Rebelión. Autoridades del Gobierno de Venezuela anunciaron la desactivación de una célula compuesta por seis "terroristas" a la que acusan de dirigir el ataque contra el mandatario de su país. Militares emitieron comunicado reafirmando su "lealtad".

El Gobierno venezolano anunció este domingo que detuvo a seis "terroristas" por estar presuntamente implicados en el atentado que sufrió ayer (sábado 4 de agosto) el presidente Nicolás Maduro, a quien los militares del país le declararon su "irrestricta lealtad".

El ministro de Interior venezolano, Néstor Reverol, mediante la televisión estatal VTV aseguró que las detenciones se produjeron luego de varios allanamientos en hoteles de la capital, y que producto de ellas "se han recabado importantísimas evidencias".

PUEDES VER Oposición venezolana advierte venganza de Nicolás Maduro

Según señaló luego el canciller venezolano, Jorge Arreaza, son restos de la desactivada célula rebelde que dirigía el fallecido expolicía Oscar Pérez los que están vinculados al atentado.

El ataque contra Maduro se produjo la tarde del sábado, cuando el presidente ofrecía, en cadena obligatoria de radio y televisión, el discurso de cierre por la celebración de los 81 años de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB, policía militarizada).

"Magnicidio frustrado"

La transmisión televisiva mostró antes de cortarse a los militares formados rompiendo filas de manera desordenada y cómo evacuaron al ministro de Defensa, Vladimir Padrino, luego de escucharse una detonación.

Ayer, Reverol señaló que las investigaciones "han evidenciado" que el ataque constituyó "un delito de terrorismo y magnicidio en grado de frustración".

"Lo que deja claro es que estos terroristas y sicarios han pasado a un nivel superior, incrementando el espiral de violencia", añadió.

Cargas en drones

De acuerdo con el funcionario, en el atentado fueron usados dos drones modelo DJI M600, "diseñados para trabajos industriales" y con capacidad para "soportar grandes cargas".

Los artefactos no hirieron a Maduro "gracias a las técnicas especiales" de la Guardia de Honor, encargada de la seguridad del presidente, y a la instalación de equipos inhibidores de señales que desorientaron a los drones, que se activaron "fuera del perímetro planificado por los sicarios".

También ayer, los militares venezolanos declararon su "irrestricta lealtad" a Maduro, al tiempo que advirtieron que no permitirán que "sea vulnerada la soberanía" del país.

Militares fieles

"Bajo ninguna circunstancia aceptaremos que sea vulnerada la soberanía nacional, permaneceremos incólumes y aferrados a las convicciones que nos caracterizan, apoyando de manera incondicional y con irrestricta lealtad a nuestro comandante en jefe (Nicolás Maduro)", dijo al leer un comunicado el ministro Vladimir Padrino.

De acuerdo con los militares venezolanos, el ataque, que calificaron como "barbarie", es "un paso desesperado que forma parte de los planes desestabilizadores cuyo objetivo es cambiar mediante mecanismos no constitucionales el gobierno legítimamente constituido y electo por voto popular" de Maduro.

El presidente Nicolás Maduro acusó, el sábado por la noche, por los sucesos, al saliente presidente colombiano, Juan Manuel Santos, así como a la "ultraderecha" de ese país y de Venezuela.

Gobiernos se desmarcan de las acusaciones

Varios gobiernos condenaron ayer el atentado contra el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, quien acusó a Colombia y EE.UU. de estar detrás de este hecho, que dejó 7 heridos y que se registra en medio de la crisis económica que vive el país.

Tras las acusaciones por el ataque, el Gobierno de Colombia, mediante el secretario de la Presidencia, Alfonso Prada, aseguró que "los señalamientos de Maduro al presidente Santos son los de siempre. Está equivocado, que no busque fuera de su país las razones para la inestabilidad de la democracia y de la economía venezolana".

John Bolton, asesor de Seguridad Nacional del presidente de EE.UU., aseguró "que no hay participación del gobierno de Estados Unidos en absoluto".

Te puede interesar