VIRUELA DEL MONO - Últimas noticias sobre los casos que se reportan en el mundo RETIRO AFP - Todo lo que debes saber sobre la ley firmada ayer por Pedro Castillo

Fuerzas de Ortega matan bebé de 15 meses, toman barrios y la universidad

La Republica
Redaccionlr

Cinco víctimas. Menor murió de disparo de policías, según su madre. El orteguismo dice aceptar el diálogo, pero sus tropas incursionan en seis barrios de Managua y en la UNAN.

Durante la madrugada del sábado, fuerzas de la policía, parapolicías y paramilitares incursionaron fuertemente armados en al menos seis barrios de la capital Managua y en los predios de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN), donde decenas de estudiantes se mantienen atrincherados.

Cinco jóvenes murieron, incluido un bebé de 15 meses, mientras que más de una decena de personas resultó herida, según el Centro de Derechos Humanos (Cenidh). Dos fallecimientos fueron en la zona universitaria.

PUEDES VER Nicaragua: Obispos piden a Daniel Ortega aceptar elecciones anticipadas

Los ataques simultáneos de las fuerzas combinadas del gobierno de Daniel Ortega se produjeron en los barrios de Managua y en la principal universidad de Nicaragua.

“Fue la policía, yo lo vi”

El niño murió cuando su madre lo llevaba a un lugar donde se lo cuidaban, en momentos en que las fuerzas combinadas entraron a un barrio de la capital para desmontar barricadas, según contaron los familiares a la prensa.

“Fue un balazo de parte de la policía. Yo los vi, fueron policías, nadie me lo dijo”, declaró la madre del niño, Kenia Navarrete, al canal 100% Noticias.

El sitio oficial del gobierno, El 19 Digital, aseguró que quienes le “dispararon” al menor fueron “delincuentes que se encuentran operando en el sector de la Universidad Politécnica (Upoli)”.

Las balas sandinistas atacaron la universidad pública. “Estábamos sentados en la grama, cuando de repente empezamos a escuchar las bombas, a ver los cuatro drones que sobrevolaban nuestras cabezas que vigilaban todo el recinto universitario”, explicó ‘Doctor Veneno’, quien no quiso brindar su nombre real “por seguridad”.

El joven relató cómo intentaban “bajar los drones”, “pero eso es imposible, no estamos armados, no estamos preparados como ellos”, en referencia a la Policía y los paramilitares que atacaron la Universidad, donde cientos de estudiantes se alojan.

“Solo se oían balas”

Según explicó ‘Doctor Veneno’, “los drones desaparecieron a los 10 minutos”, pero la situación, lejos de tranquilizarse, empeoró notablemente, pues “comenzaron las ráfagas de los fusiles, no paraban, eran muchas, era constante, como cuando se activa una metralleta”. El estudiante de medicina vivió esta situación desde un área de la universidad acondicionada a modo de hospital, trinchera y vivienda.

Detalló que, cuando estaban sacando un herido hacia un puesto médico cercano, “solo se oían las balas que pegaban contra el pavimento y nos tuvimos que tirar al piso”.

Según su relato, desde que comenzó el fuego armado hasta las 06.30 hora local, “los disparos eran violentos y seguidos, no paraban. Desde ahí hasta que terminó, eran más esporádicos, seguro porque ya se había hecho completamente de día”.

Ante los ataques, la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, de grupos de la sociedad civil, suspendió una marcha prevista para la tarde del sábado.

Nicaragua está sumida desde el 18 de abril en la crisis más sangrienta desde la década de 1980 y que ha acabado con la vida de más de 212 personas.

Las protestas contra Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, comenzaron por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en un reclamo que pide la renuncia del mandatario, después de once años consecutivos en el poder.

Proponen adelantar elecciones generales para superar crisis

La propuesta de adelantar elecciones por parte de Luis Almagro no es la única. Para el secretario general de la OEA, debería hacerse en un plazo mínimo de nueve meses y un máximo de 14, con el fin de superar la grave crisis.

También la Conferencia Episcopal de Nicaragua, mediadora y testigo de un diálogo nacional, propuso al presidente Ortega, el 7 de junio pasado, convocar a elecciones generales anticipadas para el 31 de marzo del 2019.

Estados Unidos también pidió a Ortega que convoque a elecciones "anticipadas y libres" para poner fin a la violencia.

"La respuesta debe ser pronto. El tiempo va en contra de Nicaragua, el paso del tiempo significa más represión, más violencia, más muerte", dijo Almagro.