Chile: Confirman que hubo "vuelos de la muerte" en dictadura de Pinochet

La República
20 May 2018 | 18:00 h

El testimonio del suboficial Juan Orellana fue clave para el destape del atropello de los DDHH cometido durante la dictadura de Augusto Pinochet.

 

En Chile, se acaba de confirmar por primera vez que en la dictadura militar de Augusto Pinochet, que comprende desde el 11 de septiembre de 1973 hasta el 11 de marzo de 1990,  existieron los llamados "vuelos de la muerte" en los que se ejecutaban personas lanzandolas al mar desde las alturas.

Y es que las investigaciones de la justicia chilena no habían podido confirmar este tipo de violación de los derechos humanos debido a que la mayoría de pilotos que habían sido parte de las ejecuciones y testigos no recordaban a las víctimas, a estas se les cubría el rostro o se les envolvía en sacos. Entonces, al no haber cuerpo y no poder identificar a la víctimas, el caso no prosperaba.

PUEDES VER Papa Francisco a hombre gay: "Dios te hizo así y te quiere así"

Sin embargo, el testimonio del suboficial Juan Guillermo Orellana Bustamante daría luces a la investigación de los "vuelos de la muerte".

Orellana fue mecánico tripulante del helicóptero militar H225 “Puma”, el cual despegó una mañana de octubre de 1973 en un vuelo que terminó con la vida de Ceferino Santis Quijada, Luis Norambuena Fernandois y Gustavo Farías Vargas.

Por este caso se abrió un proceso judicial contra el coronel Carlos Mardones Díaz, el brigadier Miguel Krassnoff, el capitán Richter Nuche y el mayor Emilio De La Mahotiere (todos en retiro), quienes son los señalados por los delitos de secuestro calificado y asociación ilícita. 

De los mencionados, Krassnoff fue el encargado de arrojar a los detenidos desaparecidos al mar. "“Este sujeto joven le puso resistencia, pero este capitán igual lo tomó de las axilas, lo giró hacia la puerta y lo lanzó al mar. Aquí hay un detalle: el capitán, al empujar hacia abajo, el sujeto apoya los pies en el carenaje del tren de aterrizaje, se produce una lucha, o sea un forcejeo y, visto esto, lo vuelve a tirar de las axilas, lo despega del tren de aterrizaje y ahí lo lanza hacia el mar”, relató el mecánico Orellana.

De momento se espera que el juez de la investigación, Jaime Arancibia Pinto, llegue a determinar si se trató del único "vuelo de la muerte" o si existieron otros. Lo que si es determinante es que el futuro de los militares acusados no será fuera de una cárcel.

 

 

 

Video Recomendado

Lazy loaded component