VIRUELA DEL MONO - Últimas noticias sobre los casos que se reportan en el mundo RETIRO AFP - Todo lo que debes saber sobre la ley firmada ayer por Pedro Castillo

China: Condenamos la violación de la soberanía de Siria

La Republica
Luiggi Diaz

Intervención de China en Consejo de Seguridad se amparó en Carta de las Naciones Unidas.

El representante de China en al ONU, Ma Zhaoxu, ha manifestado su desaprobación al ataque militar contra Siria.

Durante su participación en el Consejo de Seguridad convocado por Rusia, el embajador chino basó su interlocución en el respeto que debe ejercerse respecto a la soberanía de cada nación estipulado en la Carta de las Naciones Unidas.

PUEDES VER Siria: Estados Unidos, Francia y Reino Unido atacaron Damasco | EN VIVO

Para Zhaoxu, lo ocurrido en la madrugada viola los principios básicos del Derecho Internacional y solo empeoran las vías de solución a la tensión entre Siria y Occidente.

Más temprano, el Ministerio de Relaciones Exteriores de China mostró una postura similar.

"Cualquier acción militar unilateral que eluda al Consejo de Seguridad es contraria a los propósitos y principios de la Carta de la ONU y viola los principios y normas básicas del derecho internacional”, reza en el papel.

China no consideró suficientes las pruebas presentadas por Estados Unidos, Francia y Reino Unido para acusar a Siria de usar armas químicas, por lo que aún es necesario una investigación imparcial, ya que no se puede prejuzgar su actuar en base a suposiciones.

La potencia asiática pidió tranquilidad a los países en agresión y optar por la vía diplomática. “Pedimos a todas las partes pertinentes mantener la tranquilidad, ejercer autocontrol, abstenerse de cualquier acción que pueda agravar la situación y resolver el asunto de forma pacífica a través de las consultas y el diálogo", se puede leer en otra parte de la misiva.

Estas declaraciones se concretaron al final de la sesión del Consejo de Seguridad de hoy. China votó a favor de la iniciativa rusa de sancionar el bombardeo en Siria, nuevamente respaldándose en la no injerencia unilateral.