La decoración de tu centro laboral es parte de tu estilo de vida, en la siguiente nota te vamos a enseñar cómo decorar tu oficina y evitar 5 errores al decorar tu centro de trabajo que puedes mejorar

1- No planear su diseño

Es el error más habitual. Una oficina va mucho más allá de colocar mesas, sillas y ordenadores. En ella pasamos mucho tiempo (a veces más que en nuestra propia casa) por lo que lo mejor es acudir a profesionales o, al menos, documentarse para saber qué es importante o qué no. Si no, es probable que caigamos en errores que repercutirán en nuestro desempeño laboral.

Puedes ver: COWORKING: CONOCE LAS VENTAJAS DE LOS ESPACIOS COMPARTIDOS

2- No separar zonas de trabajo y de relax

Si trabajamos en casa, lo ideal es que dispongamos de nuestra propia habitación para ello y, si no es posible, podemos darle independencia con biombos, estanterías o elementos similares. En una oficina como tal, sobra decir que espacio de trabajo y área de relax deben estar separados.

3 - No tener sitio para el almacenaje

Acumular papeles sobre la mesa no solo ralentiza el trabajo, sino que da malísima imagen. En el espacio de trabajo tenemos que contar con muebles destinados al almacenaje. Esto no quiere decir que debamos sucumbir al Diógenes y una revisión de lo que podemos eliminar cada cierto tiempo será muy útil.

4- Separar demasiado a los trabajadores

¿Puede haber algo más incómodo que esos paneles te separan completamente de tus compañeros? Si apostamos por separar los espacios de cada uno (y no tenemos sitio para un despacho) hay soluciones intermedias como separadores bajos, de materiales metálicos en malla, en red, o con rejas.

También lee: RAZONES POR LAS QUE DEBES DECORAR CON PLANTAS Y FLORES TU OFICINA

5- No prestar atención al alumbrado

La luz natural es la más indicada para trabajar. Evitar la fatiga visual, sube la productividad, ahorra energía... Todo ventajas. Lo mejor es que los espacios de trabajo estén situados junto a grandes ventanales y, si hay que recurrir a luz artificial, hay que apostar por LEDs de bajo consumo (nunca con fluorescentes que parpadeen). Es importante diferenciar entre la iluminación general del espacio y la iluminación puntual en cada puesto.