LO ÚLTIMO - ¡Reventó el pozo de la Tinka! Afortunado ganador se llevó más de 3,8 millones de soles

Escenario del crimen: ataque narcoterrorista en el Vraem

Testimonio. La República llegó hasta San Miguel del Ene y entrevistó a los sobrevivientes y testigos de la masacre narcoterrorista que acabó con la vida de 16 personas.

Los narcoterroristas habían advertido que no tolerarían la prostitución, por eso dos grupos atacaron simultáneamente los bares. Fotos: Aldair Mejía / La República
Los narcoterroristas habían advertido que no tolerarían la prostitución, por eso dos grupos atacaron simultáneamente los bares. Fotos: Aldair Mejía / La República
La República

Temor

Trabajadores de los establecimientos atacados y familiares de las víctimas intercambian información sobre la masacre perpetrada la noche del domingo 23 de mayo en San Miguel del Ene, en el Vraem.

(Fotos: Aldair Mejía, enviado especial)

Los locales

Los narcoterroristas habían advertido que no tolerarían la prostitución, por eso dos grupos atacaron simultáneamente los bares La Quebradita (arriba) y Carla (abajo), este último donde murieron las hermanas Ochoa Ccahuana y dos de sus hijas.

(Fotos: Aldair Mejía, enviado especial)

Tragedia

El bar Carla era el negocio familiar de las hermanas Marcelina (36), Dianee (28) y Carmen Ochoa Ccahuana (22), naturales de Huancavelica. Fueron asesinadas en el mismo establecimiento junto con sus niñas de uno y tres años de edad.

(Fotos: Aldair Mejía, enviado especial)

Espanto

Los narcoterroristas atacaron simultáneamente los bares La Quebradita y Carla, donde había clientes bebiendo alcohol y consumiendo alimentos. Todos cayeron bajo el fuego indiscriminado.

(Fotos: Aldair Mejía, enviado especial)