Un soplo de vida: oxígeno llega a Lima

La República

larepublica_pe

02 Mar 2021 | 4:35 h
Maquinaria y equipos muy complejos son los que se usaron para el cuidado y preservación del oxígeno líquido que fue transportado en isotanques de 20 toneladas cada uno. Foto: Legado
Maquinaria y equipos muy complejos son los que se usaron para el cuidado y preservación del oxígeno líquido que fue transportado en isotanques de 20 toneladas cada uno. Foto: Legado

Y de fe. El peligro de que 6 hospitales de Lima se queden sin oxígeno para atender a sus pacientes con COVID-19, por ahora, ha pasado. La llegada del recurso desde Chile ha traído tranquilidad.

Tanque lleno

El último punto en Lima fue el hospital Carlos Lanfranco La Hoz, en Puente Piedra. Ahí se descargaron 12.000 m³ de oxígeno. Previamente se abasteció del recurso a los hospitales Sergio Bernales y Cayetano Heredia. Por la tarde se hizo lo propio en el Regional de Huacho.

Foto: URPI / La República

Operaciones

Maquinaria y equipos muy complejos son los que se usaron para el cuidado y preservación del oxígeno líquido que fue transportado en isotanques de 20 toneladas cada uno, desde Antofagasta, en un viaje de más de dos días. En Lima se verificó que el valioso cargamento estuviera en perfecto estado. El transportista chileno Paulo Carreño fue el encargado de velar porque todo salga bien.

Foto: Legado

Sur de lima

El Centro de Aislamiento Lolo Fernández, Cañete, fue el primer destino de los camiones con las 40 toneladas de oxígeno líquido importadas de Chile. El presidente Sagasti y el ministro Ugarte recibieron el recurso.

Foto: Legado

En El Agustino

En el hospital Hipólito Unanue ya no tenían reservas de oxígeno para atender a los pacientes de la unidad de cuidados intensivos ni a los de cuidados intermedios. El recurso llegó en el momento preciso.

Foto: Legado