AHORA - Vacunación de mayores de 40 años: sigue las incidencias de la jornada de hoy
EN VIVO - Universitario vs. Alianza Lima: sigue el minuto a minuto del clásico femenino

Los 60 de George Clooney: de vendedor de zapatos a estrella de Hollywood

Espectáculos LR

George tiene como sello característico una sonrisa y un carisma únicos, además de un registro actoral que se acomoda a casi cualquier tipo de historia. Foto TTSipa USA.
George tiene como sello característico una sonrisa y un carisma únicos, además de un registro actoral que se acomoda a casi cualquier tipo de historia. Foto TTSipa USA.

El dos veces considerado como el hombre más atractivo del año por la revista People acaba de empezar una nueva década de vida, casado y con hijos mellizos.

Publicidad

Fiel a su estilo y con el buen sentido del humor que lo caracteriza, George Clooney llega a los 60 años. “Es mejor que estar muerto (...) los 60 asustan, pero no están tan mal ¿no?”. “Digamos que no quería seguir dando la cara a los 60. Bueno, eso decía antes, pero ahora lo diré a los 65”, fueron algunas frases que dio al diario El País de España hace unos días.

George Clooney despegó como actor de la industria tardíamente, pasados los 35 años. Sin embargo, pocos actores concitan tanta admiración como él.

Un estatus que se ha construido a lo largo de los años, con una carrera no siempre consistente, pero que tiene como sello característico una sonrisa y un carisma únicos, además de un registro actoral que se acomoda a casi cualquier tipo de historia.

Clooney empezó su fama en la serie de TV llamada ER, sala de urgencias. Foto: difusión

De zapatero a actor

Clooney pertenece a una conocida familia con una larga tradición en el espectáculo. Su padre fue presentador de televisión y su tía fue cantante y actriz. Junto a sus padres y su hermana mayor Ada, el joven George se mudó varias veces durante sus primeros años de vida hasta establecerse en la pequeña ciudad de Augusta, Kentucky.

George debutó en la televisión con tan solo cinco años, al interpretar a varios personajes en los programas de entrevistas que presentaba su padre. Tras superar una parálisis facial durante sus años en el instituto, el futuro actor destacó más por su amor al deporte que a los libros, aunque fue buen estudiante.

Pese a que estudió periodismo en la Universidad de Northern Kentucky, no terminó porque no creía tener lo necesario para convertirse en un buen periodista y odiaba las constantes comparaciones con su padre. Fue así que, tras abandonar sus estudios, buscó formas para solventar sus gastos, como ser vendedor de zapatos y recolector de tabaco en el campo. Todo esto ocurrió hasta que su primo Miguel Ferrer, hijo del ganador de un Oscar José Ferrer, le ofreció ganar algo de dinero haciendo de actor en una película que estaba rodando.

George apareció este año en la película para Netflix titulada Cielo de medianoche. Foto: Netflix

La fama le llegó de médico

Después de algunos pequeños papeles en series y películas, su gran oportunidad llegaría cuando fue contratado para una producción de médicos llamada ER, sala de urgencias, en la que interpretó al seductor pediatra Doug Ross, papel cuyo aspecto de galán clásico, unido a su encanto natural, hizo que su fama se disparara desde el primer capítulo.

Desde entonces, le llegaron papeles diversos como en Abierto al amanecer, Batman y Robin, la saga Ocean’s Eleven, entre muchos otros. El primer gran reconocimiento de la Academia llegó con el Oscar al mejor actor de reparto por la película Syriana en 2004.

También fue nominado a mejor actor por su cinta Buenas noches y buena suerte en 2005. Su segundo Oscar llegaría en 2013 por producir Argo, dirigida por Ben Affleck.

En 2018 fue honrado con el premio Life Achievement Award del American Film Institute, y este año, pese a la pandemia, el actor ha aparecido en la exitosa película para Netflix llamada Cielo de medianoche.

Ex soltero codiciado

El actor se casó por primera vez en 1989 con la actriz Talia Balsam, de la que se separó tres años después. A raíz de este distanciamiento, juró públicamente que no volvería a casarse ni a tener hijos. Esta promesa consiguió llamar la atención de compañeras como Nicole Kidman y Michelle Pfeiffer, que declararon que creían que Clooney sería padre antes de cumplir los 40 e incluso hicieron apuestas al respecto. Ambas perdieron y le enviaron sus respectivos cheques.

Después de varios romances y de haber sido considerado hasta en dos oportunidades el hombre más atractivo del planeta por la revista People, que respaldó su fama de soltero famoso, en 2014 le propuso matrimonio a la abogada británica especializada en derechos humanos Amal Alamuddin.

Ese mismo año se casaron por lo civil en Venecia y, en 2017, Amal dio a luz a sus mellizos Ella y Alexander. Desde entonces, lleva su vida familiar a la par con su gran carrera en Hollywood.

Clooney está casado desde el 2014 con la abogada Amal Alamuddin. Foto Ian Langsdon

Newsletter Espectáculos LR

Suscríbete aquí al boletín Espectáculos La República y recibe de lunes a sábado en tu correo electrónico las noticias más resaltantes del entretenimiento nacional e internacional, así como los temas que son tendencia en las redes sociales.