William y Kate: 10 años casados y convertidos en el futuro de la realeza

Los duques de Cambridge se dieron el sí el 29 de abril de 2011 en la abadía de Westminster, con el príncipe Harry como padrino.

Los duques de Cambridge han sabido combinar la discreción con que llevan su vida familiar con el desempeño de sus obligaciones reales y las obras de caridad. Foto AFP
Los duques de Cambridge han sabido combinar la discreción con que llevan su vida familiar con el desempeño de sus obligaciones reales y las obras de caridad. Foto AFP
Espectáculos LR

El príncipe William, de 38 años, y Kate Middleton, de 39, celebran este jueves su décimo aniversario de bodas. Ambos son considerados como el futuro de la monarquía británica. A lo largo de esta década, los duques de Cambridge siempre se han mostrado unidos y fieles a la corona.

La popular pareja se conoció en la universidad escocesa de St. Andrews, y después de tener siete años de relación, contrajeron matrimonio. Actualmente tienen tres hijos: el príncipe George, de 7 años; la princesa Charlotte, de 5; y el príncipe Louis, de 3 años.

Década de matrimonio

Para conmemorar esta década de matrimonio, el príncipe y Kate han compartido a través de su cuenta oficial de Instagram dos fotografías en las que se les ve cómplices y enamorados. Las imágenes han sido captadas por el prestigioso fotógrafo Chris Floyd desde los jardines del Palacio de Kensington.

Los duques han sabido combinar la discreción de su vida familiar con el desempeño de sus obligaciones reales y las obras de caridad. Los expertos en asuntos reales han determinado que ellos ofrecen un rostro moderno a la familia real y, por eso, se les considera el futuro de la monarquía.

Las imágenes han sido captadas por el prestigioso fotógrafo Chris Floyd desde los jardines del Palacio de Kensington.

Popular pareja

Los Cambridge gozan de una gran popularidad. William es mucho más apreciado que su padre, hasta el punto que un tercio de los británicos desearía que fuera él quien sucediera a su abuela, Isabel II.

En cuanto a Kate, es la tercera persona más popular de la familia, y dos tercios de los británicos opina bien de ella. “Ella es absolutamente extraordinaria”, “Es la modelo de lo que debería ser una futura reina”, “Tiene tal presencia, tal elegancia, que no tiene nada que envidiarle a William”, son algunas de las frases que los expertos tienen hacia ella.

Kate se ganó muchos elogios por su actitud y su estilo durante el funeral del príncipe Felipe el 17 de abril en el castillo de Windsor. Fue resaltada en una fotografía en la que aparece con velo y mascarilla negros, con la mirada fija en el objetivo, que llevó a muchos a compararla con la fallecida princesa Diana.