Jacqueline Bracamontes confiesa lo complicado que fue protagonizar novela con su exnovio Valentino Lanús

La actriz Jacqueline Bracamontes asistió al programa Netas Divinas de Unicable, donde contó detalles acerca de su experiencia laboral junto a su expareja Valentino Lanús.

Jacqueline Bracamontes y Valentino Lanús protagonizaron Las tontas no van al cielo en 2008
Jacqueline Bracamontes y Valentino Lanús protagonizaron Las tontas no van al cielo en 2008
Espectáculos LR

Jacqueline Bracamontes sigue sorprendiendo al revelar infidencias acerca de su trabajo como actriz en las telenovelas. Esta vez, confesó lo difícil que fue para ella protagonizar Las tontas no van al cielo, junto a su expareja Valentino Lanús y al actor Jaime Camil.

La modelo fue invitada al programa Netas Divinas de Unicable, donde participó junto a las conductoras en una divertida dinámica que consistió en responder las preguntas que los televidentes enviaban a través de las redes sociales.

PUEDES VER: Jacky Bracamontes enternece redes sociales con dulces fotografías de sus mellizas [FOTOS]

Una de las interrogantes fue precisamente sobre la experiencia laboral con un exenamorado, a lo que Jacqueline Bracamontes detalló su rol con el actor y modelo mexicano Valentino Lanús.

“Yo duré 4 años y medio con Valentino, terminé con él y después de eso me invitaron a hacer Las tontas no van al cielo con Jaime Camil y con él de protagonista. La cosa aquí es que no nos llevamos mal porque él me cae muy bien, pero pues de todas formas era mi ex. No estaba tan reciente pero sí era complicado”, dijo la recordada ‘Maribel’ de Rubí.

Jacqueline Bracamontes y Valentino Lanús protagonizaron Las tontas no van al cielo en 2008

Además, explicó que a pesar de sentirse en confianza con su expareja, fue incómodo tener que besarlo cuando ya tenía otra pareja. “De alguna forma se sentía como natural, pero fue complicado porque yo ya tenía novio”, señaló la también reina de belleza.

Lazy loaded component

De acuerdo al libro autobiográfico de Jacqueline Bracamontes, su relación sentimental con Valentino Lanús finalizó tras la confesión de una infidelidad por parte de él. “Yo fui capaz de meter las manos al fuego por él y después dije ¿cómo? A partir de ese momento decidí no meter las manos al fuego por nadie”, resaltó la mexicana luego de la ruptura.