Regresar aLogo La RepúblicaVolver a LaRepublica.pe
VACUNAFEST - Todo sobre la jornada de inmunización para jóvenes de 25 años a más

Ex altos mandos militares en retiro instigan a la rebelión de institutos armados

Inaceptable. Sin aportar ninguna prueba de sus afirmaciones, los firmantes de una carta colectiva dirigida al CCFFAA arguyen que existe un fraude electoral para favorecer al candidato Pedro Castillo, y que si el JNE lo proclama ganador de la segunda vuelta, no debería ser reconocido por las FF. AA. Ministerio de Defensa considera que documento es apócrifo y que no será respondido.

De izq. a der. Excomandante general. General EP (r) Víctor Ripalda, exjefes CCFFAA: Almirante (r) Frank Boyle, General EP Leonel Cabrera, Almirante (r) José Aste Daffós; y excomandante general. General EP (r) Ricardo Moncada. Foto: composición/La República
De izq. a der. Excomandante general. General EP (r) Víctor Ripalda, exjefes CCFFAA: Almirante (r) Frank Boyle, General EP Leonel Cabrera, Almirante (r) José Aste Daffós; y excomandante general. General EP (r) Ricardo Moncada. Foto: composición/La República
Doris Aguirre

Ex altos mandos en retiro del Ejército, la Marina y la Fuerza Aérea, además de oficiales de menor graduación, enviaron una carta al Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas (CCFFAA) en la que afirman que existe un supuesto “fraude electoral”, y que si como resultado del mismo es proclamado ganador Pedro Castillo, los institutos castrenses no lo reconocerían.

La misiva, que refiere a hechos falsos, información incorrecta y consigna datos no verificados, no será respondida ni por el CCFFAA, ni por los comandantes generales de los institutos castrenses, a los que también fue enviada la comunicación escrita, informaron fuentes del Ministerio de Defensa.

Una de las razones del despacho del Mindef para no contestar la carta es que ha detectado que al menos cinco de los firmantes son personas fallecidas: los coroneles EP en retiro Luis de la Cruz Centellas y Walter Núñez Carbajal, el capitán Alejandro Muñante Salazar y el comandante Carlos Mascaró Solís. La República verificó en los registros de identidad de los oficiales mencionados que efectivamente han muerto. Por este motivo, el Mindef considera que se trataría de un documento apócrifo.

El Mindef no respondió a misiva de ex altos mandos militares porque detectaron que algunos de los firmantes ya han fallecido. Foto: La República

Entre los que suscriben la misiva se encuentran 4 generales de divisiones del Ejército en situación de retiro, 17 vicealmirantes en situación de retiro y 27 tenientes generales de la FAP en situación de retiro. Varios cumplieron funciones durante el régimen de Alberto Fujimori y estuvieron involucrados en sonados casos, como la Caja de Pensiones Militar Policial y la compra de equipos bélicos.

También destacan los exjefes del CCFFAA, los vicealmirantes (r) José Aste Daffós y Frank Boyle Alvarado, y el general de división (r) Benigno Cabrera Pino, quien actualmente ejerce como congresista por UPP. Además, los excomandantes del Ejército durante el gobierno de Ollanta Humala, los generales de división (r) Víctor Ripalda Ganoza y Ricardo Moncada Novoa.

Sin aportar ninguna prueba, y solo refiriéndose a la campaña de la prensa fujimorista, los firmantes atribuyen a la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) y al Jurado Nacional de Elecciones (JNE) una presunta conspiración para pasar por alto las denuncias de irregularidades en la segunda vuelta, por lo que se proclamaría “a un presidente ilegal e ilegítimo”, en referencia a Pedro Castillo.

“Creemos que las FF. AA. no podrían aceptar a un jefe supremo ilegítimamente investido producto de un fraude”, señalan los exmilitares que, una vez más, no acreditan ninguna evidencia de lo que sostienen. Hasta el momento, ni la ONPE ni el JNE han detectado la existencia de un fraude electoral.

Hasta el momento no se ha detectado indicios de fraude en las elecciones peruanas. Foto: La República

En uno de los aspectos más cuestionables de la misiva, los suscritos reclaman la intervención “de los altos mandos militares” para que intervengan e impidan “que la máxima autoridad del país sea designada de manera ilegal e ilegítima como consecuencia de un delito (el supuesto fraude)”.

E incluso instan a que los institutos castrenses “tendrían el derecho a la no obediencia y por lo tanto a desconocer como presidente y jefe supremo de las FF. AA. a una persona que haya sido nombrada violando la Constitución”.

Los firmantes, nuevamente, no consignan pruebas de sus dichos, simplemente repiten las falsedades que circulan por las redes sociales y reproducen los medios de comunicación que apoyan a Keiko Fujimori y respaldan sus denuncias de supuesto fraude electoral.

“Es inaceptable que esta gente en condición de exmilitares se dirijan al país. Esto confirma lo que algunos venían sospechando y yo ahora me siento inclinado a creerlo. Estamos en una estrategia que busca crear un ambiente de zozobra de cada vez mayor provocación. Eso en buena cuenta es lo que ocurre en las calles con movilizaciones, arengas y plantones”, explicó el constitucionalista Walter Albán.

Los ex altos mandos militares no presentan pruebas del presunto fraude, tal como lo hizo Keiko Fujimori. Foto: Carlos Félix/La República

De acuerdo con la interpretación del contenido de la carta de los oficiales en retiro, Albán consideró que los firmantes estarían involucrados en una conspiración para cometer una rebelión.

“Lo que está haciendo ese grupo de oficiales en retiro es instar a los comandantes de las Fuerzas Armadas y al jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas a que no reconozcan al próximo presidente que sea proclamado, en el caso que esa proclamación se realice como resultado de desestimar las denuncias interpuestas respecto de las actas de la segunda vuelta electoral”, explicó el constitucionalista Omar Cairo.

“Es una expresión en la que a las Fuerzas Armadas no le corresponde establecer si es o no válido el procedimiento que realiza el Jurado Nacional de Elecciones. Hay mecanismos para cuestionarlos en el ordenamiento, y ninguno consiste en que las Fuerzas Armadas examinan y decidan si las resoluciones que emite el Jurado Nacional de Elecciones son válidas o no. Además, a las Fuerzas Armadas no le corresponde negar el reconocimiento de un presidente, alegando que no se han desestimado las denuncias interpuestas en las votaciones de la segunda vuelta. Podríamos estar ante una instigación para cometer el delito de rebelión”, indicó Cairo.

Los firmantes de la misiva son alrededor de 400 oficiales en retiro del Ejército, 600 de la Marina y 300 de la Fuerza Aérea.

Newsletter Política LR

Suscríbete aquí al boletín Política La República y recibe a diario en tu correo electrónico las noticias más destacadas de los temas que marcan la agenda nacional.