Regresar aLogo La RepúblicaVolver a LaRepublica.pe

Debate entre Castillo y Fujimori: el impacto que tendría en los electores

Piero Espíritu

Analistas indican que, si uno de los dos no asiste a los debates, su imagen quedaría dañada. Foto: composición/La República
Analistas indican que, si uno de los dos no asiste a los debates, su imagen quedaría dañada. Foto: composición/La República

Especialistas indican que el debate electoral entre ambos ayudaría a varios indecisos a definir su voto y aseguran que quien no se presente quedará con una imagen debilitada.

Publicidad

Pedro Castillo y Keiko Fujimori acordaron realizar un debate de cara a la segunda vuelta electoral y, aunque no es seguro que se vaya a realizar el próximo 1 de mayo, todo parece indicar que muy pronto se llevará a cabo.

Todo comenzó cuando la lideresa de Fuerza Popular se dirigió a Castillo por intermedio de la prensa para debatir y pedirle que no huya del encuentro, el docente aceptó la propuesta y, a través de sus redes sociales, le ofreció realizarlo en Cajamarca.

“Nosotros no le corremos a nadie. No le vamos a correr ni al fujimorismo ni a la gran oligarquía. (...) Si es posible, reto a la señora Keiko Fujimori para que el primer debate sea en Puña (Chota)”, dijo.

En respuesta, la candidata del fujimorismo intentó establecer la hora y la fecha de la contienda para el domingo a las 8.00 p. m., pero Castillo en contrapropuesta le pidió que se llevara a cabo el sábado a la 1.00 p. m.

No obstante, fuentes del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) manifestaron a La República que la entidad no podrá llevar a cabo la actividad programada para este sábado en la Plaza de Armas de Chota, debido a que no ven posible organizar un evento de esta índole en poco tiempo por temas logísticos.

En respuesta, el alcalde de Chota, Werner Cabrera, se comprometió a realizar la contienda cumpliendo con las normas de bioseguridad, pero el representante de Perú Libre en esa ciudad, Víctor Cabrera, aseguró que “no hay las condiciones necesarias” para que se lleve a cabo. Finalmente, en las últimas horas trascendió que RPP estaría dispuesto a moderar la contienda y otro representante del partido ha asegurado que sí se va a realizar.

En este contexto de dudas por establecer una fecha del debate y los enfrentamientos que han tenido los candidatos en redes sociales, se suma la última encuesta de Datum, la cual revela que Keiko Fujimori ha acortado distancia con su rival. A la fecha, Pedro Castillo sigue primero en la intención de voto con un 44% de respaldo, mientras que la lideresa de Fuerza Popular cuenta con un 34%.

La República le consultó al docente de ciencias políticas de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, Alejandro Mejía y a la politóloga Marylia Cruz sobre el impacto que tendría el debate electoral de la segunda vuelta y brindaron importantes conclusiones.

Lazy loaded component

Impacto del debate en Chota

Para Marylia Cruz, los debates son relevantes porque nos muestran las propuestas de los candidatos y a eso se le agrega el componente de la imagen, como gestos que pueden influir en los electores.

“Por un lado, tenemos el lado racional que es en torno a las propuestas que nos pueden ofrecer y, por otro lado, tenemos los gestos y (las) emociones. Los dos ayudan a reafirmar el voto de los electores que ya lo tienen decidido”, comenta.

“Históricamente las respuestas emocionales durante el debate han podido ser muy determinantes en la opinión pública para reafirmar esa cierta inclinación que se tiene a uno u otro candidato”, añade.

Por su parte, Alejandro Mejía considera que el evento es relevante porque ayudaría a definir el voto de las personas que aún no deciden por quién sufragar. Asimismo, indica que la contienda es “el punto débil” de Castillo y esto sería aprovechado por Keiko Fujimori.

Castillo le huye a ese tema (debate). Bajo ese escenario, sí es necesario, detrás de ello está la estrategia de Keiko de confrontar en el tema de ideas porque sabe que es su punto débil. En esas circunstancias sí ayudaría mucho para que ese votante que aún no está convencido pueda definir su voto. La más beneficiada sería Keiko si aplica su experiencia en la política porque podría acortar distancia”, señala.

En ese sentido, Mejía estima que, por realizarse en Cajamarca, podría haber un “cargamontón” contra Fujimori por estar en una zona donde no es bien recibida y asevera que hay un escenario de incertidumbre para Castillo, porque en el debate las cosas le pueden ir mal en el lugar que ha escogido como escenario.

Ambos especialistas coinciden que la gran particularidad del debate —en caso se concrete— sería la descentralización del mismo, ya que se realizaría en provincia.

Keiko Fujimori podría acortar distancia con Pedro Castillo tras el debate. Foto: difusión

Temas que se deben debatir

Cruz afirma que durante la primera vuelta los 18 aspirantes a la presidencia hicieron poca mención a los temas urgentes que existen en el Perú y asevera que la prioridad debe ser hablar sobre la pandemia.

“Se debe debatir la lucha contra la pandemia que es lo más inmediato, es una prioridad y de allí atender otros temas como la reforma del sistema de salud, la reactivación económica y la educación”, sostiene.

Para el docente de ciencias políticas, hay tres temas importantes que deben discutir los postulantes en el debate antes de hablar sobre temas de seguridad o corrupción que quedarían en segundo plano.

“Deben hablar sobre el plan de salud, la Asamblea Constituyente: un posible escenario sobre esto y los cambios que van haber, y tercero es la intervención del Estado. Este último es un tema que no están considerando mucho. La misma Keiko ha dicho que no descarta renegociar los contratos de Camisea, está copiando una propuesta de Castillo, entonces sería interesante escucharlos sobre estas propuestas de ambos”, dice.

Si un candidato no asiste podría perjudicar su imagen

La politóloga Marylia Cruz afirma que no sería beneficioso que un candidato no asista a la contienda electoral, porque es necesario para los electores escuchar sus propuestas y, sobre todo, su desenvolvimiento.

Que pospongan a menudo los debates o no se presente sería un desaire para todos los peruanos, pero es necesario que haya un debate con bastante preparación. Un debate de la noche a la mañana no se puede alista como lo que ha pasado”, comenta.

“Si caemos en fijarnos en las provocaciones de ambos candidatos, no alienta a la discusión. Todos como ciudadanos debemos exigir que haya un debate organizado con un ente neutral que verifique que se están cumpliendo con todos los medios logísticos”, añade.

Alejandro Mejía explica que, si cualquiera de los dos candidatos no se presentan a los debates, daría una imagen que no tiene la suficiente capacidad para confrontar sus ideas, como el caso del excandidato de Renovación Popular.

“Lo hemos visto con Rafael López en primera vuelta, le dio una estocada muy fuerte que no haya debatido cuando todos le pedían debatir y en el debate cuando leyó su plan de gobierno”, recuerda.

El experto afirma que Castillo está mostrando una actitud de evitar cualquier interacción con los medios de comunicación en Lima y si no participa en los debates del JNE sería perjudicial para su imagen. Entre tanto, indica que Keiko Fujimori no ha rehuido a los debates, pero debió haber sido más atrevida al aceptar la propuesta.

“Fujimori no ha sido atrevida. Debió haber aceptado el debate y hacerle una propuesta de que vaya a algún distrito de Lima donde el fujimorismo haya sido fuerte y así haría una condición como de local y visitante”, manifiesta.

Si Castillo no asiste al debate daría una percepción de que no está en la capacidad de afrontar una discusión de ideas. Si no va a los debates formales eso tendría un impacto mucho mayor en su candidatura”, agrega.

Castillo postula a la presidencia de la República con Perú Libre. Foto: La República

Newsletter Política LR

Suscríbete aquí al boletín Política La República y recibe a diario en tu correo electrónico las noticias más destacadas de los temas que marcan la agenda nacional.