- Yenifer Paredes se entregó y permanece en la Diviac
Economía

Empresarios esperan recuperarse recién en un año

Reflote. Las expectativas se mantienen en tramo pesimista en corto plazo, pese a una leve mejoría en la mayoría de indicadores de situación actual de empresas, según BCRP.

Situación crítica por la pandemia obligó a que los empresarios rematen sus productos. Foto: Jessica Merino/La República
Situación crítica por la pandemia obligó a que los empresarios rematen sus productos. Foto: Jessica Merino/La República
Esteban Salazar

Las expectativas empresariales en julio replicaron la tendencia negativa del primer semestre y dieron paso al segundo, todavía en terreno pesimista, pero consolidando una visión favorable de la economía en el largo plazo. Solo cuatro de dieciocho indicadores en total se ubicaron en el tramo optimista durante el mes patrio, todos a doce meses.

Según la Encuesta de Expectativas Macroeconómicas del Banco Central de Reserva del Perú (BCRP), los indicadores sobre situación actual del negocio se mantuvieron sobre los 48 puntos frente a junio, mientras las ventas mejoraron de 45 a 47; órdenes de compra de 45 a 46; y producción de 48 a 49.

Las empresas del sector turismo esperan que reducción de la inflación permita un aumento de viajes por todo el Perú. Foto: La República

Así, los indicadores sobre la economía en tres meses se mantuvieron en 34 puntos, pero a doce mejoran de 41 a 43. Las expectativas en torno al sector donde se desempeñan las empresas se mantienen en el corto plazo en 43 puntos; y en el largo, en 49 puntos. Duro trimestre.

“El panorama se muestra similar al de hace un mes, con variaciones mínimas o nulas en los indicadores. Muy ligera mejora en la situación actual (aunque cayó demanda con respecto a lo esperado), y deterioro marginal en expectativas”, sostuvo el economista Juan Carlos Odar.

En efecto, la expectativa de cara a la situación de los negocios en los próximos tres meses bajó de 49 a 46 puntos, aunque a largo plazo parece caer con menos soltura, al pasar de 54 a 53. Para la demanda de productos en el mercado, pasa de 51 a 49; y en el largo, de 58 a 56.

Finalmente, las expectativas de contratación a tres meses se redujeron de 49 a 47 puntos, aunque a doce se mantuvieron en 51. En cuanto a las expectativas de inversión, los empresarios peruanos bajaron su previsión en el corto plazo de 45 a 44 puntos; mientras a largo, de 51 a 50.

No es el único dato relevante, pues el exjefe de la Sunat Luis Arias destacó que las expectativas de inflación a doce meses cayeron de 5,35% en junio a 5,16% en julio, “por primera vez desde enero de este año”.

El dato

Vaivén. Según un reporte de Rextie, el 49% de empresarios peruanos cree que la coyuntura política es el principal problema que los aqueja, por encima del 29% que eligió el alza de precios.