- Pedro Castillo calificó de "ilegal" allanamiento en Palacio
Economía

EE. UU. podría subir tasas referenciales a fines de 2022, según vicepresidente de la Fed

Richard Clarida, vicepresidente de la Fed, afirmó que todo dependerá de la inflación y del mercado laboral.

Los funcionarios de la Fed se han negado a definir el período de tiempo durante el cual consideran que se debe alcanzar una cifra promedio para la inflación. Foto: AFP
Los funcionarios de la Fed se han negado a definir el período de tiempo durante el cual consideran que se debe alcanzar una cifra promedio para la inflación. Foto: AFP
Economía LR

El vicepresidente de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, Richard Clarida, afirmó que la economía de dicha nación podría estar lista para un aumento de la tasa de interés de referencia para fines del próximo año.

De esta forma, el funcionario del Banco Central más importante del mundo descartó un incremento en el corto plazo.

“Si la inflación cede y el desempleo cae como se anticipa, las condiciones necesarias para aumentar la tasa directriz se habrán cumplido para fines de 2022″, señaló Clarida en un evento virtual organizado por Brookings Institution en Washington.

“Creo que estas tres condiciones necesarias para elevar el rango objetivo de la tasa de fondos federales se habrán cumplido para fines de 2022″, dijo, refiriéndose a las pruebas de inflación y del mercado laboral establecidas por la Fed para el despegue.

Para Clarida, los desequilibrios entre oferta y demanda deberían “disiparse con el tiempo, y el mercado laboral y las cadenas de suministro ajustarse” sin “presiones persistentes” sobre precios y salarios. Así, vaticinó una inflación a 12 meses de 2,3% a fines de 2022.

Por su parte, los funcionarios de la Fed se han negado a definir el período de tiempo durante el cual consideran que se debe alcanzar un promedio.

Empleo e inflación sin medida que la frene

El objetivo de empleo máximo también se redefinió como un “objetivo amplio e inclusivo”, y los funcionarios manifestaron que ya no prejuzgarían el nivel máximo de empleo cuando establezcan la política, aunque todavía producen un pronóstico de una tasa de desempleo consistente con precios estables.

En cuanto al desempleo, espera una tasa de 3,8% para igual fecha, algo “coherente” con la creación de puestos acumulados este año y prevista para el próximo, que permitiría recuperar los 4,2 millones de empleos que todavía no se llenan con relación al momento en que estalló la pandemia.

La tasa de desempleo bajó 0,2 puntos porcentuales en octubre con relación a setiembre para ubicarse en 4,6%, lejos del 3,5% de febrero de 2020, anunció el viernes el Departamento de Trabajo.

En tanto, el índice de precios del consumidor de setiembre se ubicó en 4,4% en 12 meses, la más alta desde 1991, pero se mantuvo estable con relación al mes anterior, según el índice PCE que sigue la Fed.

Sin embargo, esto aún es tema de discusión una suba de tasas, pese a los altos índices inflacionarios. Ante esto, los principales responsables de la Fed temen que una decisión así perjudique la solidez de la reactivación económica, y en particular el empleo.

En cambio, el organismo sí anunció que comenzaría a reducir ya en noviembre sus compras de activos con las que inyecta dinero en la economía desde el inicio de la crisis.

Actualmente compra por 120.000 millones de dólares mensuales. El ritmo del recorte dependerá de la coyuntura económica, y estas compras podrían cesar completamente a mediados de 2022.

Con información de AFP y Bloomberg.