La Fed expande programa de préstamos a más pymes en Estados Unidos

La junta directiva del banco central estadounidense, “decidió ampliar las opciones de préstamos disponibles para las empresas, y aumentó el tamaño de las firmas que son elegibles para apoyo”.

La Reserva Federal de Estados Unidos.
La Reserva Federal de Estados Unidos.

La Reserva Federal de Estados Unidos anunció este jueves una ampliación de su programa de préstamos para abarcar empresas que quedaron fuera del paquete anunciado por el gobierno para ayudar a las Pymes ante las medidas de confinamiento para contener al coronavirus.

La iniciativa, que la Fed aún no ha puesto en vigor, fue diseñada para socorrer a empresas pequeñas y medianas que son demasiado grandes para beneficiarse del Programa de Protección de Salarios (PPP, por sus siglas en inglés), el paquete de ayuda del Departamento del Tesoro para que las Pymes puedan seguir pagando los sueldos y contrarrestar los efectos económicos de la pandemia.

PUEDES VER: Congreso promulga ley para retiro del 25% de fondo de pensiones

La junta directiva de la Fed, el banco central estadounidense, “decidió ampliar las opciones de préstamos disponibles para las empresas, y aumentó el tamaño de las firmas que son elegibles para apoyo”.

Con esta expansión, ahora son elegibles las empresas con hasta 15 mil empleados o ingresos anuales por hasta 5 mil millones, comparado con los términos del programa inicial, que estaba limitado a 10 mil empleados y 2 mil 500 millones de dólares de facturación.

Además, la Fed disminuyó el monto del préstamo mínimo de 1 millón a 500 mil dólares.

“Pronto se anunciará una fecha de inicio del programa”, señaló la Fed en un comunicado.

A diferencia de los préstamos del PPP, que son subvenciones que se usan en su mayoría para pagar los salarios de los trabajadores pese a la inactividad, los créditos del programa de la Fed llamado “Main Street”, no son graciables y son solo para empresas que eran solventes antes de la crisis.

En las últimas semanas, la Fed lanzó una serie de planes para inyectar liquidez en la economía, incluyendo la compra ilimitada de bonos del Tesoro, obligaciones y carteras hipotecarias.

También está considerando otro programa para ayudar a organizaciones sin fines de lucro, que juegan un “papel crucial” en la economía, indicó el comunicado.