Avalan retiro del GLP del fondo de estabilización de precios de combustibles

Economía LR

larepublica_pe

21 Abr 2020 | 15:02 h
GLP.
GLP.

Desde el próximo martes 28 de abril el precio del GLP podrá reducirse y así acabar con las distorsiones que afectaban al erario nacional, detalló la Sociedad Peruana de Gas Licuado.

La Sociedad Peruana de Gas Licuado (SPGL) celebró la decisión del Gobierno de retirar el GLP del Fondo de Estabilización de Precios de los Combustibles (FEPC).

La medida oficializada este martes en El Peruano, permitirá reducir el precio del combustible para el consumidor final y acabar con el contrabando interno que golpeaba a la caja fiscal.

PUEDES VER: Construcción: sector caería en 50% y se perderían 700 mil empleos formales por crisis

A través del D. S. N° 007-2020-EM, el Ejecutivo aseguró que desde el martes 28 de abril el GLP dejará el FEPC.

Fernando Cabada, presidente del gremio de envasadoras y distribuidoras de gas licuado, detalló que la reducción del precio se verá a partir de la próxima semana, luego de que entre en vigencia el retiro del GLP de dicho fondo.

Por otro lado, agregó que la lucha contra la informalidad puede resolverse con una mayor fiscalización de Osinergmin, el Ministerio Público, la PNP y las municipalidades, y así mejorar la seguridad y calidad del producto que reciben los hogares.

Ello también evitaría el aprovechamiento ilegal de los balones y marcas de empresas formales posicionadas en el mercado.

El titular de la Sociedad Peruana de Gas Licuado garantizó que con el retiro del gas del PEPC, se eliminará el contrabando interno de envasados con el que se vendía a granel, lo que generaba millonarias pérdidas para la caja fiscal a través de dicho fondo.

PUEDES VER: Empresas que brinden información falsa para solicitar suspensión perfecta serán multadas con hasta 43.000 soles

Asimismo, reconoció la importancia de la intervención del Fondo de Inclusión Social Energético (FISE) en caso que el precio del GLP tenga un incremento semanal superior al 5 % por cuatro semanas consecutivas o su equivalente en dos meses, para auxiliar a las familias más vulnerables.