Contraloría auditará proyecto Chinecas por irregular subasta de tierras

Jhony Elias

jhony.elias@glr.pe

28 Mar 2019 | 2:22 h

En Áncash. Buscan determinar responsabilidades administrativas o penales de funcionarios.

Lindberg Cruzado. Chimbote

El contralor general Nelson Shack Yalta anunció la ejecución de una auditoría de cumplimiento por las presuntas irregularidades observadas en la subasta pública de terrenos del Proyecto Especial Chinecas, a fin de determinar posibles responsabilidades administrativas, civiles o penales de funcionarios públicos.

Así lo manifestó durante la última fecha de la jornada de supervisión del control gubernamental en las provincias de Huarmey, Casma y el Santa (Áncash).

PUEDES VER Harán auditorías a obras de reconstrucción en Huarmey

Shack señaló que la auditoría se realiza luego de que el año pasado se notificara a los titulares de Chinecas y del Gobierno Regional Áncash, sobre riesgos identificados respecto a la legitimidad del Consejo Directivo del proyecto y la inadecuada preparación de la subasta de terrenos. Sin embargo, se continuó con la venta de tres lotes a precios irrisorios, sin cautelar los intereses del Estado.

El contralor refirió que la subasta de lotes no está prohibida, pero que la competencia para autorizar este proceso –como lo advirtió la Contraloría de la República– no era del

Consejo Regional de Áncash sino del Consejo Directivo del proyecto especial, el cual hasta la fecha no ha sido recompuesto de acuerdo a lo que precisa la normativa vigente.

Coliseo de Coishco

Durante su jornada de supervisión en la provincia del Santa, Shack inspeccionó la obra del coliseo cerrado del distrito de Coishco, obra iniciada por el Gobierno Regional Áncash en el año 2010, con una inversión superior a los 5 millones 700 mil soles, y que se encuentra inconclusa desde hace siete años, con un avance aproximado de 90%.

Al respecto anunció el inicio de una auditoría de cumplimiento a dicha obra, a fin de determinar posibles responsabilidades administrativas, civiles o penales. Además de no estar concluida, se encuentra en estado de abandono, sin ningún tipo de resguardo ni cautela de su integridad, lo que ha permitido la presencia de basura y sustracción de los sanitarios, entre otros accesorios.

Nelson Schack anotó que esta es una de las obras emblemáticas de la región que podrían concluirse y ser puesta al servicio de la ciudadanía, con la aprobación del proyecto de ley de la Contraloría, que remitió al Congreso de la República, que propone un marco normativo excepcional para que las entidades del Estado reactiven obras paralizadas, sin perjuicio que en paralelo se continúen procesos de arbitraje.

Video Recomendado

Lazy loaded component