Brecha de pobreza en el Perú se reduciría hasta en 4 puntos porcentuales

Carmen Merino
6 11 2018 | 07:39h

Cerca de 800 mil personas en extrema pobreza podrían beneficiarse si el MEF armoniza el IGV aplicado a nuevos fertilizantes y micronutrientes.

El Centro de Investigación de la Universidad del Pacífico realizó un estudio en el que concluye que cerca de 800 mil personas en extrema pobreza del Perú podrían beneficiarse si el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) armoniza el Impuesto General a las Ventas (IGV) aplicado a los nuevos fertilizantes y micronutrientes.

Estos fertilizantes contienen elementos esenciales para las plantas y podrían contribuir a mejorar significativamente la calidad de los cultivos peruanos, aumentando la productividad de la tierra y, por tanto, los ingresos familiares de miles de pequeños agricultores llegando incluso a los 23,6 millones de soles al año.

Sin embargo, existe una distorsión en el mercado que afecta directamente a los pequeños agricultores debido a que desde hace más de 10 años no se actualiza el listado de exoneraciones para estos productos contemplados en el Decreto Supremo 106-2007.

A diferencia de los fertilizantes convencionales, que no aportan el mismo nivel de micronutrientes, los fertilizantes especializados sí están gravados con el IGV. Por ende, los pequeños agricultores tienen dificultades para acceder a estos últimos debido a su elevado costo 18% más).

En este sentido, el Dr. Daniel De La Torre Ugarte, economista y líder de investigación de la Universidad del Pacífico, asegura que el Gobierno peruano necesita evaluar con urgencia la nivelación que afecta a estos productos.

“La reducción del IGV podría ser trasladada en su integridad al agricultor, en la forma de un menor precio, lo cual le permitirá tener acceso a mejores insumos que potenciarán sus cultivos y mejorar sus ingresos. La brecha de pobreza extrema se reduciría entre 3 y 4 puntos porcentuales, dependiendo de la región que habiten”, precisa el especialista. 

Video Recomendado