Los exitosos hermanos Vílchez

Walter, Marjorie y Óscar llevan su escuela de deportes a Chiclayo. Hermanos deportistas. Dos futbolistas y una ex voleibolista dan su mejor esfuerzo y salen a la caza de talentos.

Hugo Barrios

No son los Jonas Brothers pero igual son un trío muy popular en Chiclayo, su ciudad natal. Walter Vílchez, zaguero de Alianza y capitán en los últimos partidos de la selección, su hermano menor, el volante Óscar y la hermana de ambos, la guapa Marjorie, quien defendió la camiseta de la selección de vóley, se encuentran abocados, a parte de la carrera que tiene cada uno, en la plausible iniciativa de encontrar y rescatar el potencial en las divisiones menores en fútbol y vóley en Chiclayo. Así, estos deportistas de élite, a través de la ‘Escuela de deportes los hermanos Vílchez’, ya iniciaron la tarea de ubicar y pulir a nuestras próximas figuras.

“Este proyecto parte de la idea de devolverle a Chiclayo parte de lo que nos dio en su momento. Creo que aquí tenemos talentos, pero hay que empujar un poco. Es realmente emocionante ver la respuesta de los niños cuando uno los saluda o les enseña algunas cosas del fútbol. Seguramente ver a una persona pública es un aliciente que los motiva a pensar que también pueden lograr a ser grandes en el deporte”, dice el ‘Pacho’ Walter Vílchez, después de trabajar con dedicación con los chicos para que le sepan pegar al balón.

Marjorie Vilchez, exitosa voleibolista, nos cuenta algunas intimidades en la formación de esta escuela.

“No es muy fácil formar una empresa familiar, ya de por si entre hermanos no todos estamos de acuerdo, pero lo importante es que estamos con el mismo objetivo, con el mismo fin. Una de las anécdotas que tenemos está en el nombre: querían que la escuela se llamara Vílchez Soto, por mi mamá. Era todo un tema porque bueno, el apellido Vílchez es el más conocido. Puede resultar difícil iniciar un proyecto familiar, pero le estamos poniendo muchas ganas porque queremos ayudar al deporte en el norte del país”, asegura.

Por su parte ‘Neca’, como le dicen a Óscar, le habló con el corazón en la mano a los chicos en el campo auxiliar del estadio Elías Aguirre. “Nosotros entrenamos en estas canchas donde están ustedes y les digo que llegar a un club grande requiere de mucho esfuerzo y responsabilidad”.

En caliente

“Acá dedicarse al vóley es más difícil que en otros lados, porque no solo debes jugar sino también tener otra actividad para ganarte la vida, esa es la desventaja”.

Marjorie Vílchez

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO