VIRUELA DEL MONO - Últimas noticias sobre los casos que se reportan en el mundo RETIRO AFP - Todo lo que debes saber sobre la ley firmada ayer por Pedro Castillo

Juan Aurich: ¿qué fue de la vida de Hamilton Palacios, el lateral que jugó la Copa Perú?

Han pasado 15 años de aquel ascenso logrado por el club chiclayano y uno de los jugadores más destacados fue el piurano Hamilton Palacios, quien hoy se desempeña en otra faceta.

Futbolista fue uno de los referentes del equipo. Foto: composición/ difusión
Futbolista fue uno de los referentes del equipo. Foto: composición/ difusión
LR Norte

Juan Aurich es un equipo de arraigo a nivel nacional y uno de los años de gloria del cuadro chiclayano fue el 2007, temporada en la que el Ciclón logró el ascenso a la Primera División, tras ganar la Copa Perú. Una de las figuras de aquel tiempo fue el piurano Hamilton Palacios. ¿Qué fue de la vida de este jugador?

Reconocido por su peculiar melena y la velocidad que lo caracterizaba para desbordar por el sector derecho esquivando rivales, Palacios se ganó un nombre en el Ciclón del Norte.

Tras campeonar con Aurich, Palacios Varona volvió al fútbol piurano y siguió en Copa Perú, para luego dedicarse a la labor de director técnico.

PUEDES VER: Liga 2: resultados y tabla de colocaciones de la sexta fecha

Es así que hoy en día Hamilton Palacios ha sido contratado por el club Juventud Cautivo de San Miguel de El Faique.

“Primero, agradezco a Dios por esta oportunidad y a toda la directiva de Cautivo por confiar en mí. Un gusto enorme llegar a esta institución donde hay mucha juventud y jugadores de gran trayectoria con muchas ganas de triunfar”, sostuvo Hamilton Palacios a Antena 4.

Enfocado en lo que será su trabajo, Palacios “promete realizar un arduo trabajo con mucha dedicación y, sobre todo, con mucha humildad”.

Ciclón de piuranos

En 2007, cuando Hamilton Palacios jugaba en Juan Aurich, también habían otros futbolistas piuranos como Roberto ‘Chany’ Cornejo, Jorge ‘Loverita’ Nima, Reynaldo Rojas, entre otros talentosos norteños, cuyos nombres quedaron inmortalizados en el recuerdo de los chiclayanos.