Alexandra Grande tras su participación en Tokio 2020: “Estoy orgullosa”

En diálogo con La República, la karateca peruana habló acerca de la exigencia que supuso participar en los Juegos Olímpicos. Además, se refirió a las críticas recibidas pese a obtener un diploma olímpico y también al apoyo de su familia.

Alexandra Grande culminó en el puesto 7 de los juegos Olímpicos Tokio 2020. Foto: Milagros Crisanto/GLR
Alexandra Grande culminó en el puesto 7 de los juegos Olímpicos Tokio 2020. Foto: Milagros Crisanto/GLR
Deportes LR

Por Milagros Crisanto desde Tokio, Japón. Enviada especial de La República

Alexandra Grande hizo historia al convertirse en la primera representante peruana de karate en unos Juegos Olímpicos. La deportista, ganadora de la medalla de oro en Lima 2019, no pudo conquistar una presea en Tokio 2020, pero contribuyó, con su diploma olímpico, a firmar la mejor participación de una delegación nacional en el evento en casi 30 años.

Tras cerrar su participación en la justa deportiva, donde fue abanderada de Perú en la ceremonia de clausura, la karateca conversó con La República sobre la exigencia que representó una competencia de este calibre, así como el apoyo recibido tanto por su familia y amigos como por el público peruano.

- Pasó Tokio 2020, ¿cómo te sientes después de la competencia?

Me siento raro, no lo voy a negar. Vine con expectativas distintas, quería seguir haciendo historia, como vengo haciendo en toda mi carrera deportiva, pero por algo se dieron las cosas. Un campeonato no define todo lo que he hecho hasta ahora, son cosas que pasan como parte del deporte y lo estoy tomando de buena manera.

Mi entrenador igual está contento porque hemos cumplido uno de nuestros sueños que era clasificar. Desde que nos enteramos que nuestro deporte iba a ser olímpico (2016) hemos venido trabajando duro por cinco años, no ha sido fácil. Creo que clasificar a este deporte ha sido lo más difícil, porque solo clasifican los 10 mejores del mundo en cada categoría.

He pasado por cosas difíciles, pero no me arrepiento de nada. Estoy contenta, ahora a descansar un poco la mente después de todo este proceso tan fuerte que he tenido.

Alexandra Grande es una de las karatecas más destacadas de Perú. Foto: Milagros Crisanto/GLR

- En tus redes afirmabas que, a pesar de los comentarios de los demás, eres olímpica y has hecho historia en el Perú...

Nadie me puede quitar todo lo que he logrado hasta ahora. Una competencia no define al deportista o a la persona que es. No es fácil llegar a donde he llegado, es duro para todos los deportistas de élite. Haber estado aquí, compartiendo con los mejores del mundo, quedar séptima, con diploma olímpico, aunque me hubiese gustado que sea algo más, lo tomo de buena manera y estoy orgullosa de lo que estoy logrando. Hace 20 años era una niña que soñaba, que no tenía recursos, tenía que hacer muchas cosas para lograrlo y ahora digo: “Estoy orgullosa”, de todas maneras.

- Muchos se preguntan, ¿qué le pasó a Ale el día de la competencia? Sabemos lo que das y realmente en la última batalla recién vimos a esa Ale mucho más suelta.

En otros eventos nadie ha visto cómo he perdido. (En realidad), he perdido mucho más de lo que he ganado. Sí, las cosas no sucedieron bien, no fue una buena presentación. ¿Qué habrá pasado? La presión, quizás la pandemia, no lo sé. No puedo decir que soy menos que ellas (sus rivales) porque no es así.

Durante el proceso de clasificación, ya había peleado con ellas. Les gané y me ganaron, esta vez era para cualquiera, porque el deporte es así. Soy una deportista que es más de estrategia, si no me ven allí ‘como un pitbull’ atacando es porque tengo que pensar, no estoy peleando con cualquiera. Si me voy con todo, me dan hasta 8-0, no sé, pero tenía que estar pensando, viendo y manejando ciertas estrategias que había acordado con mi entrenador, si no, imagínate, me ‘daban duro’.

Grande solo pudo ganar uno de sus cuatro combates en Tokio 2020. Foto: AFP

Ellas también me tenían respeto porque sabían con quién estaban peleando. Las cuatro karatecas con las que he peleado son mundialistas: oro, plata y bronce, y yo también he estado en los juegos mundiales, o sea que ahí estamos metidas. Era para cualquiera, así como me ganaron yo también les ganaré y más adelante será lo mismo. No puedo decir si ellas son mejores o no, acá todas son mejores.

En cuanto al arbitraje, es algo complicado también (...) pero estoy tranquila, bien, y quiero agradecer a mi entrenador. Estos años han sido duros para nosotros y en verdad nos merecemos lo mejor del mundo. El 99% de la gente que nos escribió está conmigo ‘al 100′ y estoy orgullosa de todo hasta ahora.

- Las críticas que no son constructivas nacen de gente que no sabe lo que ustedes están haciendo...

Se respetan las opiniones de toda la gente, (pero) no saben lo que hay detrás, solamente ven la medalla. No ven los duros momentos que pasamos, creen que los deportistas somos robots de medallas. Están acostumbrados a que les den medallas, como le he dado muchas veces, pero llega un evento donde no lo hago y ya, soy lo peor, soy la peor deportista. Me entra por acá y me sale por el otro lado.

Yo sé a quién debo escuchar realmente, que son las personas que están cerca y saben qué he vivido. No me afecta, tengo a la mejor familia, amigos y entrenador del mundo. A la gente que me ha apoyado, agradecerle infinitamente. Y a los que me siguen criticando también agradecerles, porque ellos me hacen más fuerte.

Alexandra Grande fue una de las abanderadas de Perú en la clausura de los Juegos Olímpicos. Foto: Instagram

- ¿Ahora qué viene para ti?

Necesito un descanso mental, físico, psicológico, en todos los sentidos; salir ya de vacaciones, no pensar, no tener nada en la cabeza. Necesito disfrutar, quiero estar con mi familia, amigos. Voy a tener unas pequeñas vacaciones de dos a tres semanas tal vez y de ahí vuelvo de nuevo a enfocarme, tengo un Mundial a fin de año. Las revanchas existen en el deporte, es lo bonito.

Confío en mi entrenador, el está feliz. De hecho que vamos a tener que ver ciertos ‘demonios’ que aparecen en la competencia, pero él está orgulloso y yo también lo estoy por el trabajo que hemos estado haciendo y ahora a disfrutar, descansar y esperar con ansias ese retorno para seguir dejando el alto al Perú.

- ¿Qué tan importante es tu familia?

Somos de una familia muy humilde, empezamos de muy abajo. Sé lo que es sufrir, luchar, todo eso. (A mis familiares) los adoro como no tienen idea, para mí son lo primero y lo más importante y les tengo que agradecer infinitamente a ellos.

Mi madre me dijo: “Lo único que te pido es que regreses a Perú tal cual te vas a Tokio, sea el resultado que sea, ya estamos orgullosos de ti”. Para mí eso es suficiente y algo que me va a quedar el resto de mi vida en la cabeza. Gracias a mis papás, a mi hermana, todos los logros que tengo son de ellos también.

Lazy loaded component

Newsletter Deportes LR

Suscríbete aquí al boletín Deportes La República y recibe de lunes a viernes en tu correo electrónico todas las novedades del deporte nacional e internacional.