Pelea principal de UFC acaba sin resultado luego de un piquete al ojo

Deportes LR

Momentos antes del piquete accidental al ojo de Belal Muhammad. Foto: Gettyimages
Momentos antes del piquete accidental al ojo de Belal Muhammad. Foto: Gettyimages

El campeón de peso gallo de la UFC exigió un nuevo diseño de los guantes, debido a que no es la primera vez que ocurren piquetes accidentales a los ojos por estos elementos.

El sábado 13 de marzo, se llevó a cabo el duelo entre el británico Leon Edwards y el estadounidense Belal Muhammad en el evento UFC Fight Night 187; sin embargo, el encuentro acabó sin resultado luego de un golpe accidental al ojo.

A los 18 segundos de iniciado el segundo round, Edwards dirigió su puño izquierdo al rostro de Muhammad; no obstante, debido al diseño de los guantes, un dedo del británico lastimó el ojo del estadounidense y le provocó un leve sangrado. El luchador ya había recibido una llamada de atención en el primer asalto por realizar golpes con la mano extendida.

Un médico de la máxima promoción de artes marciales mixtas en el mundo revisó a Muhammad y aseguró que no podía continuar. Luego, el árbitro declaró el duelo como no contest; es decir, sin veredicto.

Horas más tarde, mediante un tuit, el luchador con ascendencia palestina declaró que no hubo daño permanente en el ojo e incluso retó a Edwards a una nueva pelea.

Tuit de Belal Muhammad. Foto: captura de Twitter

“Mi corazón está hecho añicos, mi primer evento principal terminó así (...) Lo siento por los fanáticos y la UFC. Ustedes merecían una pelea completa. Alhamdillah (’Alabado sea Dios’, en árabe), la visión está regresando y no hay daño permanente en el ojo. Volveré y quiero hacerlo de nuevo, Leon Edwards”, se lee en el mensaje.

Por otro lado, el campeón de la categoría peso gallo de la empresa, Aljamain Sterling, exigió rediseñar los guantes autorizados en la UFC, debido a que esta no es la primera vez que ocurre un piquete accidental en el ojo del rival.

Tuit de Aljamiain Sterling. Foto: captura de Twitter

“Necesitamos guantes nuevos (...) Simplemente no entiendo qué estamos esperando para hacer estos cambios. ¿Cuántas lesiones oculares más necesitamos para traer estos nuevos guantes, que reducen significativamente la extensión de los dedos?”, sentenció Sterling.