Lazy loaded image

César Ccachuantico contó infidelidad en Cienciano: “En todo grupo siempre existe un ‘diablo’”

El exjugador de Cienciano, César Ccachuantico, rompió su silencio y reveló que un compañero se metió con la mujer de un miembro del plantel campeón del 2003.

Deportes LR
03 Abr 2020 | 15:07 h

Cienciano alcanzó la gloria en el 2003 al ganar la Copa Sudamericana frente a River Plate y un año después, conquistó la Recopa al superar en penales a Boca Juniors. Al mando del técnico Freddy Ternero, fallecido hace cinco años, y con figuras como Óscar Ibáñez, Santiago Acasiete, Julio Bazalar, Julio García, César Ccahuantico, Germán Carty, entre otros, el ‘Papá’ hizo historia al ser el primer equipo peruano en ganar un torneo internacional.

Diecisiete años después, Ccahuantico, campeón con Cienciano de la Sudamericana, ha realizado una contundente confesión sobre la interna. El popular ‘Cholo’ contó que un miembro del plantel cometió una infidelidad al meterse con la esposa de un compañero. Sin embargo, no quiso revelar el nombre.

Lazy loaded component
PUEDES VER Carlos Ascues y Adrián Zela serán denunciados por tramitar pases con información falsa

“El plantel que ganó la Sudamericana era ganador, pero en todo grupo siempre existe un ‘diablo’. Uno que hasta ahora se muestra como un señor correcto, ejemplo para muchos, se metía con la mujer de un compañero. Es triste decirlo, pero es la verdad”, dijo Ccahuantico en entrevista a Trome. El periodista intentó sacar el nombre, pero el exmediocampista del Cienciano lo cortó. “Es muy delicado, hermano. Déjalo ahí”, insistió.

Ccachuantico y su días en prisión

César Ccahuantico recuperó su libertad en 2014, luego de estar recluido en el Centro Penitenciario Quencoro, Cusco, desde el 11 de agosto del 2010, después de ser declarado cómplice en el robo de 87 mil dólares que sufrió Cienciano en 2008. El exjugador cusqueño recibió una condena de siete años y narró los momentos que pasó tras las rejas.

PUEDES VER Yoshimar Yotún confesó que le gustaría jugar en Sport Boys

“(Los presos) Desde que llegué me dieron la bienvenida, que esté tranquilo, que no me iba a pasar nada. Me dediqué a realizar campeonatos de fútbol, invitar compañeros para hacer duelos de exhibición y terminé de delegado general del penal. Tanto cariño me dieron, que el día que recobré mi libertad empezaron a cantar: “El ‘Cholo’ no se va, no se vaaaa…”. Yo les respondí: "Fuera m..., yo quiero estar en la calle, ja, ja, ja.”, concluyó.

Video Recomendado

Lazy loaded component