¿Se puede estornudar con los ojos abiertos?

Deseas conocer si es imposible estornudar con los ojos abiertos, descubre AQUÍ todos los detalles y qué dice la ciencia al respecto.

En esta nota te contamos qué dice la ciencia sobre la posibilidad de estornudar con los ojos abiertos. Foto: La República
En esta nota te contamos qué dice la ciencia sobre la posibilidad de estornudar con los ojos abiertos. Foto: La República
La República

¿Te has preguntado por qué estornudamos con los ojos cerrados? El estornudo es una explosión de aire involuntaria que realizamos todas las personas a través de la nariz y la boca, lugares donde ocurre la irritación de ciertas membranas mucosas que generan esta acción forzada. En ocasiones, estornudar puede ser un tanto molesto e incluso puede provocar situaciones incómodas. Pero, ¿es posible hacerlo con los ojos abiertos? Aquí te contamos todos los detalles.

Existen dos puntos de vista que dan respuesta a esta interrogante. Por un lado, hay un mito que tiene una versión aterradora, mientras que, por su parte, el conocimiento médico o científico posee una explicación más sencilla. En esta nota te contamos ambas versiones que no te puedes perder.

PUEDES VER: ¿Cómo distinguir si un niño tiene coronavirus, gripe o resfrío?

¿Es posible estornudar con los ojos abiertos?

Mito

Un mito que está presente en el conocimiento popular refiere que es imposible estornudar con los ojos abiertos, ya que estos se pueden salir. Esta versión se originó en el 1882, exactamente el 30 de abril, fecha en que el diario The New York Times publicó una información en la cual se daba a conocer que a una mujer se le salían los ojos cada que tenía un ataque de estornudo agresivo.

Pese a esto, en la actualidad no existe otro caso similar, por lo que es muy poco probable que esta versión sea cierta.

Existe un mito sobre estornudar con los ojos cerrados. Foto: La República

Verdad científica

La gran mayoría de las personas no pueden estornudar con los ojos abiertos; sin embargo, sí es posible realizar este acto sin cerrar los ojos. El portal Explora, programa del Ministerio de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Información de Chile, señala que se suele cerrar los ojos al estornudar debido a que el cerebro envía una señal a los párpados para que se cierren de forma automática en un estornudo como un acto reflejo.

Esto hace que los ojos no entren en contacto con algún microorganismo que ha sido desechado, lo cual evita posibles infecciones. En tanto, la plataforma Medical precisa que las personas que pueden estornudar con los ojos abiertos tienen ciertos fallos en sus sistemas nerviosos, que hace que no tengan reflejos.

De esta manera, cuando estornudan, el mensaje neurológico que emite el mensaje de cerrar los ojos, y que a la vez debe ir del cerebro hacia los párpados, no llega, por lo que no se produce la acción esperada.

¿Qué es el estornudo?

Se trata de un mecanismo de protección del cuerpo humano. A través de esta acción se expulsa elementos extraños que ingresan a la nariz antes de que consigan llegar a las vías respiratorias.

El movimiento muscular empieza con un cosquilleo. Tras esto, el diafragma desciende, inspirando considerable cantidad de aire, el mismo que exhala a gran velocidad, llegando a alcanzar incluso los 150 kilómetros por hora.

¿Qué sucede si reprimo un estornudo?

El médico Moisés Robledo, que escribe sobre temas de salud para el diario El País, refiere que reprimir un estornudo puede generar que los gérmenes sean desplazados hacia zonas más internas de la fosa nasal, lo cual colonizará dichos espacios y puede producir graves infecciones.

Reprimir un estornudo puede generar daños en la salud. Foto: EFE

La presión que se origina al reprimir un estornudo puede ocasionar daños a la salud, como pequeñas roturas vasculares, dolor de oído, alteraciones en la audición, dolor de cabeza, entre otras.

PUEDES VER: ¿Cuáles son las enfermedades infecciosas que se transmiten por el aire?

¿Por qué decimos “salud” al momento de estornudar?

La tradición de exclamar ‘salud’ tras un estornudo inició el año 591, cuando la peste acechaba Europa, específicamente a Roma. Los afectados fallecían estornudando, lo cual hizo que se comenzara a utilizar los términos ‘Dios te bendiga’ y ‘salud’. Esto a fin de desearle a la persona que estornudó que se recupere pronto de la enfermedad generada por la epidemia, que era incurable en aquellas épocas.

Con el paso de los años, se acortaría las frases ‘Jesús’ o ‘salud’, y su uso se extendió a África en el siglo VI por motivo de una aparición de una nueva epidemia. Otra versión extendida es que los árabes fueron quienes iniciaron por el mundo la tradición de invocar a la divinidad.

En tanto, la expresión religiosa ‘God bless you’ se originó en el siglo XVI, cuando la peste bubónica afectó Italia, siendo uno de los principales síntomas un ataque de estornudos que predecía el fallecimiento de una persona. Por eso, el Papa Gregorio I invocó a todos los fieles a rezar por los enfermos y orar a Dios por ellos cada vez que estornudaban, por lo que quedó la costumbre de invocar a Dios cuando alguien estornuda.

Es así que en la actualidad se suele usar como un acto cordial. Por eso, si vemos a una persona en la calle, es muy común decirle ‘salud’ aunque no la conozcas.