LO ÚLTIMO - Congreso: aprueban citar al primer ministro Aníbal Torres
Se instalan comisiones para el periodo 2022-2033 del Congreso
Datos lr

Día de Reyes Magos 2022: descubre por qué se conmemora cada 6 de enero y cuál es su origen

La bajada de Reyes, conocida mundialmente como Día de los Reyes Magos, se celebra el 6 de enero en varios países del mundo; sin embargo, ¿sabes cuál es su origen?

En honor a los icónicos personajes del evangelio de San Mateo, el dramaturgo español Pedro Calderón de la Barca presentó "El autosacramental de los Reyes Magos". Foto: Antonio Melgarejo / La República
En honor a los icónicos personajes del evangelio de San Mateo, el dramaturgo español Pedro Calderón de la Barca presentó "El autosacramental de los Reyes Magos". Foto: Antonio Melgarejo / La República
La República

Cada 6 de enero en distintos países de todo el mundo, se celebra el popular Día de Reyes Magos o también conocida como la bajada de Reyes. Tras la culminación de las fiestas navideñas y de fin de año, esta celebración tiene como propósito recordar la adoración al niño Jesús por parte de los tres Reyes Magos, representados en el nacimiento navideño: Melchor, Gaspar y Baltasar.

Según lo establecido por la religión y la Iglesia Católica, dicta la tradición que tres Reyes Magos llegaron al nacimiento de Jesús en Belén y cada uno llevó un regalo especial para él. Tras seguir una estrella muy resplandeciente, llegan hasta Jesús, a quien ofrecen oro, incienso y mirra.

El festejo tiene su origen en el evangelio de San Mateo. En la actualidad, se reconoce los tres regalos como: el oro (símbolo de su naturaleza real), incienso (que representa su naturaleza divina) y la mirra (un compuesto embalsamador para los muertos, que representa el sufrimiento y futura muerte de Jesús).

“Nacido, pues, Jesús en Belén de Judá en los días del rey Herodes, llegaron del Oriente a Jerusalén unos magos diciendo: «¿Dónde está el rey de los judíos que acaba de nacer?»”, dice el evangelio de Mateo (2, 1-2), en la traducción Reina-Valera de 1960.

¿Por qué 6 de Enero?

La adoración de los Reyes Magos se produce 13 días después del nacimiento de Cristo y se resalta el inicio de la Epifanía. Este día es conocido por la Iglesia católica como la fiesta de la Epifanía. Es decir, celebra la aparición y manifestación del hijo de Dios al mundo entero.

¿De magos a reyes?

La explicación más aceptada es que la tradición católico-cristiana recogió estos datos de un mosaico del siglo VI pintado en la iglesia de San Apolinar en Rávena, Italia. En esa pintura se puede apreciar tres hombres vestidos con atuendos persas y llevando obsequios en sus manos. Arriba de cada uno puede leerse Balthassar, Melchior y Gaspar. Ninguno de ellos tiene la piel oscura.

Mosaico italiano, mostrando por primera vez tres magos y sus nombres. Foto José Luis Bernárdez

La interpretación que suelen dar los especialistas es que la palabra “mago” (proveniente del griego μάγος, que a su vez tiene su origen en el persa جادو “magu” que significa sacerdote o sabio) adquiere una connotación menos esotérica y, por lo tanto, tolerable para la gente de la época.

Existen, además, alrededor de esta historia, diversas inexactitudes. Por ejemplo, San Mateo nunca especificó cuántos eran. Incluso, se dice que podían ser dos o hasta 70 las personas que fueron a ver el nacimiento de Jesús. Entonces, se habría generalizado que eran tres debido al número de regalos que entregaron: oro, incienso y mirra.

No fue sino hasta el siglo IV donde se configuró el número de magos en tres por alusión directa a la Trinidad, a los tres continentes conocidos hasta aquel momento, las tres razas humanas, las tres edades del hombre.

En España esta celebración es una de las más importantes. Este motivo explica porque en Latinoamérica se difundió tan rápida y profundamente.

¿Significado de los Reyes Magos?

Se cree que Melchor, anciano de barba blanca; Gaspar, el joven de cabellera rubia; y Baltasar, hombre maduro de piel oscura, representan las tres etapas del ser humano

Además existe otra interpretación. En el siglo XVI, el catolicismo vinculó la idea de los tres reyes con la historia de los tres hijos de Noé (Sem, Cam y Jafet) que, según el Antiguo Testamento, representaban las tres razas que poblaban el mundo.

Así Melchor pasó a simbolizar a los europeos descendientes de Jafet. Gaspar representaría a los asiáticos, descendientes de Sem. Y Baltasar a los africanos, descendientes de Cam.