MISIÓN DART - NASA estrella nave contra un asteroide para desviarlo
Datos lr

Ingeniería civil: innovación y tecnología en el sector construcción

La intervención tecnológica en la industria constructiva mejoró el nivel de desarrollo de los proyectos en cuanto a precisión y calidad de las obras.

La Republica
Ingeniería civil: innovación y tecnología en el sector construcción
La República

El apogeo de la tecnología en el sector construcción, cada vez más evidente durante la última década, ha producido grandes avances para la ingeniería civil, facilitando y optimizando muchos de los procesos tradicionales de sus diferentes áreas, como la topografía, levantamiento de suelos, cálculo de materiales y la lectura y análisis de planos, con la creación de una variedad de maquinaria y herramientas innovadoras.

Por tratarse de una profesión científica, técnica, teórica y experimental, la ingeniería civil encuentra un valioso soporte en la tecnología para transformar recursos naturales en bienes y servicios útiles para la sociedad, debido a que el diseño, la gestión y la optimización de procesos de las obras civiles ahora representan ventajas en la nueva era industrial.

Tecnología e innovación: el camino para impulsar el sector construcción en el Perú

A medida que avanza el mundo y la tecnología, el rol de los ingenieros civiles evoluciona al buscar desarrollar cada vez mejores métodos y herramientas que les permitan afrontar los retos que impone su trabajo con la naturaleza al momento de construir obras con menores recursos, mayor velocidad y mayor eficiencia. Es decir, uno de los principales impactos de las nuevas tecnologías en la ingeniería civil se sitúa en el proceso constructivo.

Este acelerado desarrollo de la tecnología en la industria promete transformar el sector de la construcción con herramientas como el análisis de datos masivos o big data, la inteligencia artificial o las ciencias computacionales aplicadas a la práctica profesional de los ingenieros civiles, sin embargo, en nuestro país todavía existe una brecha importante que desde hace poco se intenta resolver.

“En el Perú se están empezando a aplicar algunas tecnologías para la construcción. Hay un fuerte impulso, sobre todo, en profesionales jóvenes. Con la implementación del Plan BIM, por ejemplo, nace un grupo de ingenieros jóvenes que empieza a avanzar en sus carreras y a empujar estas innovaciones. La tecnología BIM tiene varios años aplicándose en otros países, pero desde hace poco se viene implementando en grandes proyectos en el país, como el Banco de la Nación o las sedes de los Juegos Panamericanos. Estas metodologías digitales organizan proyectos, como el Lean Construction o el Virtual Design and Construction (VDC), entre otras, siguen siendo solo un lado de la innovación en el sector construcción.”, indica Giancarlo Flores, director del Departamento de Ingeniería Civil de la Universidad de Ingeniería y Tecnología (UTEC).

Los procesos de transformación digital están calando en las empresas a nivel mundial de todos los sectores económicos, no siendo el constructivo la excepción. De esta manera, la ingeniería civil viene acusando estos efectos debido a que constantemente surgen nuevas herramientas tecnológicas que facilitan el desempeño de los ingenieros de infraestructura, quienes deben mantenerse al día en cuanto a estas tendencias para no perder la competitividad en un mercado que se caracteriza por la innovación, los avances y las transformaciones.

Para dar ese salto, especialmente en el Perú, es fundamental formar ingenieros civiles con capacidades cada vez más transdisciplinares y que se adapten a estas nuevas tecnologías. “La poca profesionalización o el tener tanta autoconstrucción, no permite que el sector construcción formal avance hacia el uso de nuevas tecnologías que permitan ser más eficientes y seguros. Se necesita que el sector privado y también el de la academía, y que se ayude a definir los elementos y la tecnología que podemos aplicar en el Perú e iniciar una industrialización.” asegura Flores, quien agrega: “La academia no solo es un lugar donde los estudiantes van a aprender: la academia es el lugar donde se forjan y ajustan nuevas tecnologías. También es el mundo donde se trabaja de manera muy cercana con el Gobierno y la industria para encontrar soluciones.”.

Se espera que para el futuro más próximo un consolidado número de empresas del sector construcción adopten nuevas tecnologías con el objetivo de propiciar el desarrollo de su industria como lo hacen sus similares en el mundo actualmente.