EN VIVO - Mirtha Vásquez se presenta en el Congreso para el voto de confianza

Pedro Ruiz Gallo, héroe nacional que murió defendiendo al Perú de las tropas chilenas

Un día como hoy se conmemora el fallecimiento del teniente coronel Pedro Ruiz Gallo, que perdió la vida tras probar torpedos en un contexto bélico naval.

El héroe nacional diseñó y construyó un reloj monumental en Lima, de once metros de altura.
El héroe nacional diseñó y construyó un reloj monumental en Lima, de once metros de altura.

El Perú ha sido testigo en más de una oportunidad de los esfuerzos y hazañas de personajes que han marcado un antes y un después en la historia. Uno de ellos es Pedro Ruiz Gallo, que perdió la vida defendiendo a su patria.

El militar e inventor, considerado precursor de la aeronáutica moderna, murió un 24 de abril de 1880. El nefasto desenlace se suscitó luego de probar torpedos en un contexto bélico. Nos referimos a la Guerra del Pacífico.

PUEDES VER Efemérides del 24 de abril de 2020: ¿qué pasó un día como hoy?

Ruiz Gallo decidió fabricar estos proyectiles provistos de una carga explosiva para defender al Perú de las tropas chilenas. La pérdida del Huáscar en el Combate de Angamos fue el motivo de su accionar.

Por lo tanto, un día como hoy se conmemora el fallecimiento del teniente coronel Pedro Ruiz Gallo, que sufrió un fatídico accidente en el puerto del Callao. Cabe mencionar que el 24 de abril también se celebra el Día del Arma de Ingeniería del Ejército del Perú en honor al héroe nacional.

PUEDES VER José Abelardo Quiñones: El ‘kamikaze’ peruano que reescribió nuestra historia en el cielo

El ingenio del personaje histórico se puso de manifiesto en 1866, año en el que finalizó la guerra con España. En las postrimerías del conflicto bélico naval, diseñó y construyó un reloj monumental en Lima, de once metros de altura. Para que este proyecto haya sido una realidad, el presidente José Balta ayudó económicamente.

Así, el 6 de diciembre de 1870, el gran reloj se inauguró en el Parque de la Exposición. Esta obra fue considerada por años como una de las mayores atracciones de Lima. Solo 11 años pudo dar la hora en el Perú, pues el ejército chileno se lo llevó como botín de guerra cuando entró a la Ciudad de los Reyes en 1881.

Cabe recordar que el teniente coronel también estuvo inmerso en la medicina, pues en 1856 descubre una vacuna contra la viruela. Su aporte fue determinante para salvar la vida a cientos de personas que padecían esta enfermedad infecciosa y contagiosa. Gracias a su hazaña, recibió el título de “médico militar salvador”.