12 horas para sobrevivir: El inicio [VIDEO]

Una película que aniquiló una buena propuesta de género del terror y enterró toda una franquicia 

10 Ago 2018 | 21:12 h

Una película que aniquiló una buena propuesta de género del terror y enterró toda una franquicia 

Título original: The First Purge
Dirección: Gerard McMurray
Guion: James DeMonaco
Reparto: Y'lan Noel,  Lex Scott Davis,  Joivan Wade,  Lauren Vélez,  Marisa Tomei, Melonie Diaz,  Mo McRae,  Steve Harris,  Chyna Layne,  Patch Darragh, Aaron V. Williamson,  Qurrat Ann Kadwani

PUEDES VER: Ant- man and The Wasp', Más comedia, menos trama

Para mantener durante el resto del año la tasa de criminalidad por debajo del 1%, los Nuevos Padres Fundadores de América ponen a prueba una teoría sociológica que da rienda suelta a todo tipo de agresiones durante una noche en una comunidad aislada. Pero cuando la violencia de los opresores se encuentra con la ira de los marginados, el vandalismo explota más allá de esas fronteras “experimentales” para extenderse por todo el país. Detrás de cada tradición hay una revolución. Descubre cómo toda una nación entera abrazó una brutal celebración anual: 12 horas de impunidad criminal. Bienvenidos a un movimiento que comenzó como un simple experimento.

Una crítica destructiva:

‘La noche de la expiación’ fue el primer largometraje de toda la saga y se estrenó en el Perú un 31 de octubre del 2013, asegurándose la concurrencia y el morbo. Una cinta que conmocionó los estándares del cine de terror convencional. La primogénita de la dinastía sobre la ‘Purga’ fue un éxito en taquilla con una inversión de 3 millones de dólares y generando 80 millones a nivel mundial. Una obra fílmica que generó más de lo que se esperaba, entre ellas toda una trilogía y una serie en camino que tendrá 10 capítulos. 

pero, pero, pero…

Excepto, por la segunda película, ‘12 horas para sobrevivir’ o ‘The Purge 2’, que mejora la acción y el terror, la cuarta película es un desmadre, una burla al intelecto y una pérdida de tiempo. Las secuelas en sagas de terror nunca son buenas, y este es el caso. 

El guion no busca contestar nada, y la trama se desarrolla superficialmente. Todo se basa en varios clichés, tomando lo peor de la sociedad, sin encontrar matices. Es razonable la alegoría a la sociedad estadounidense, y el racismo en contra de latinos y afrodescendientes, un tema que ya se había explicado en el segundo largometraje, pero que aquí se repite sin profundizar más allá que el mostrar acción, y algo de terror, sin ver el lado sociopolítico y humano. Se habla de un experimento, pero no del estudio en sí, dejando un vacío argumental enorme. 

No se explica claramente la ideología ni la psicología de los ‘Nuevos Padres Fundadores de América’, mucho menos del por qué millones de personas en el mundo se convierten en espectadores de tal masacre y voyeristas de tales execrables crímenes. Todo va al grano y todo termina exactamente igual. Una mirada a una sociedad racista que busca eliminar por el simple hecho de hacerlo. 

Las actuaciones no se salvan, se mueren y se entierran. Nadie resulta creíble y comprensible. Todo se convierte en una mala película de serie B, y las interpretaciones se hunden cual Titanic en una obra infantil. Y'lan Noel encarna a un delincuente que vive y mata por el narcotráfico, pero ¡Oh! sorpresa, en plena purga decide ser un salvador y un héroe. Un libreto pésimo, para un elenco pésimo.  

Por otro lado, en las anteriores cintas, el antagonista era la sociedad, pero en este film la maldad se apoya en ‘Skeletor’ un ser interpretado por Rotimi Paul, que encarna a un malísimo asesino, tan malo, pero tan malo que termina convirtiendo sus escenas en una comedia de humor bastante oscura. Por los demás, todo el cast es lo mismo de siempre, pero mal actuado. 

Es obvia la falta de James DeMonaco como director, pese a que hiciera el guion, su ausencia es notoria. Gerard McMurray tomó la batuta en la dirección, pero no supo adaptar el universo que ‘La Purga’ había trazado. Imitó lo que pudo e intentó buscar el terror que tiene la sociedad así misma, pero amplificó los errores de las antiguas película y convirtió a ‘12 horas para sobrevivir: El inicio’ en una parodia.  

Por cierto, ni los efectos especiales parecen reales.

Finalmente, largometraje innecesario en una saga que debió morir en su tercera entrega. Quizás pueda convertirse en una mala película para pasar el rato y no pensar en ella nunca más, pero lo más probable es el estreno en un par de años de otra secuela cinematográfica, peor que esta. 

Del 1 al 10, un merecido 3. Lamentablemente en todos los cines.

Te puede interesar