¿Cómo la COVID-19 está afectando la salud bucal de las personas infectadas?

En una revisión de 183 estudios, con datos de 64.876 pacientes con COVID-19, se detectó que la sequedad bucal es el síntoma más repetitivo en el 43% de los casos.

El coronavirus también puede causar erupciones dentro de la boca. Foto: difusión
El coronavirus también puede causar erupciones dentro de la boca. Foto: difusión
Ciencia LR

Un equipo de investigadores de las universidades de Brasilia, Campinas, Sao Paulo y la Federal de Santa Catarina —todas ellas en Brasil— ha actualizado una revisión sistemática que se había publicado acerca de “la evidencia sobre la prevalencia de signos y síntomas orales en pacientes con COVID-19″. Allí, entre otras observaciones, descubrieron que casi cuatro de cada 10 infectados experimentan un deterioro del gusto o la pérdida total de ese sentido.

“Hasta ahora, se incluyeron 183 estudios, que informaron datos de 64.876 pacientes con COVID-19 en todo el mundo”, escriben Amorim dos Santos, AGC Normando y RL Carvalho da Silva, autores principales del nuevo artículo en línea de la Revista de investigación dental.

En general, la prevalencia de los trastornos del gusto, de acuerdo a los estudios mencionados, desciende al 38%, pues antes había llegado al 45%. Desglosando la información relacionada a pruebas positivas para COVID-19, la hipogeusia (disminución de sensibilidad gustativa) se detectó en un 34%; la disgeusia (cambio perceptivo del sabor), en un 33%; y la ageusia (pérdida completa del gusto) se registró en alrededor del 26%.

Pese a estos amplios porcentajes, la xerostomía o sequedad bucal es el síntoma más repetitivo en el 43% de los casos, se menciona en el apartado Conclusión. Además, los firmantes aclaran: “Existe una baja certeza de la evidencia con respecto a la asociación de los trastornos del gusto y la gravedad leve / moderada de la COVID-19 y el sexo femenino”.

Según el Dr. Edmond Hewlett, portavoz de la Asociación Dental Estadounidense que revisó los hallazgos, los pacientes con COVID-19 deben tener especial cuidado en su salud bucal durante el desarrollo de la enfermedad.

Más adelante, Hewlett recordó que la boca seca aumenta el riesgo de padecer caries. “Cepillarse dos veces al día con una pasta dental fluorada, usar hilo dental una vez al día, limitar los bocadillos y evitar los alimentos y bebidas azucarados son las mejores formas de mantener su salud bucal”, recomendó.

Distintos ejemplos de lesiones de caries. Foto: Elsevier / Quintessence

Los expertos también analizaron los efectos del nuevo coronavirus en la mucosa oral y encontraron que la candidiasis, glositis (inflamación o lengua geográfica), parotiditis (infección de glándulas salivales) y queilitis angular (grietas en las comisuras de la boca) conforman el patrón clínico común.

La lengua geográfica: el nombre curioso y sugerente de la afección vinculada como síntoma del nuevo coronavirus. Foto: difusión

Aunque no se sabe cuánto tiempo durarán estas variaciones en la salud de la boca, Hewlett los asocia con el conjunto de síntomas de la llamada COVID prolongada, la persistencia de males después de haber superado las arremetidas del SARS-CoV-2.

Lamentablemente, desde el inicio de la pandemia del coronavirus en 2020, las personas no están asistiendo a un consultorio dental a un ritmo aceptable. Esta idea fue expresada por Shervin Molayem, periodoncista y cirujano de implantes, quien dijo que durante esta época se han reportado un aumento de casos de encías sangrantes, rechinamiento de dientes y otros signos de una mala higiene.