MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
Qatar 2022 - ¿Qué selecciones juegan este domingo 27 de noviembre?
PARO DE TRANSPORTISTAS EN VIVO - Gremios dan tregua y se reunirán con Ejecutivo el lunes 28
Ciencia

Encuentran sustancias tóxicas en la leche materna de estadounidenses

Un estudio a 50 madres detectó niveles de PFAS (perfluoroalquilo y polifluoroalquilo) casi 2.000 veces superiores a los que se considera seguro en el agua potable.

No existe una ley para limitar los niveles de PFAS en la leche materna; sin embargo, en el agua potable solo está permitido en 1ppt. Foto: AFP
No existe una ley para limitar los niveles de PFAS en la leche materna; sin embargo, en el agua potable solo está permitido en 1ppt. Foto: AFP
Ciencia LR

Una reciente investigación publicada por la revista Environmental Science and Technology arrojó resultados alarmantes para todos. El artículo, revelado este jueves, detectó en la leche materna de 50 mujeres estadounidenses niveles alarmantes de contaminación por PFAS (perfluoroalquilo y polifluoroalquilo), una sustancia tóxica permanente que se utiliza para fabricar empaques, ropa y alfombras impermeables.

Dichos químicos no se descomponen de forma natural y se acumulan en el ser humano. Pueden ocasionar graves problemas de salud como cáncer, defectos de nacimiento, enfermedades al hígado, entre otros. De acuerdo con los resultados de la investigación, se identificó que la leche materna de las estadounidenses poseía niveles casi 2.000 veces más altos que el permitido para el agua potable.

“Son motivo de preocupación”, aseguran los autores.

“El estudio muestra que la contaminación de la leche materna por PFAS probablemente sea universal en los EE. UU., y que estos químicos dañinos están contaminando lo que debería ser el alimento perfecto de la naturaleza”, declaró para The Guardian Erika Schreder, coautora y directora científica de Toxic Free Future, una organización sin fines de lucro que impulsa a la industria.

Por su parte, Sheela Sathyanarayana, coautora del estudio y pediatra de la Universidad de Washington, indicó que los recién nacidos son difíciles de estudiar, por lo que no se han realizado análisis exhaustivos sobre cómo afectarían las PFAS a su desarrollo. Pese a esto, afirmó que sí se ha vinculado en niños mayores y en adultos efectos de alteraciones hormonales y daños en el sistema inmunológico.

La evidencia sugiere que el problema está empeorando con el pasar de los años, ya que la frecuencia de detección de PFAS está aumentando, según revela la investigación. En ese sentido, los autores recomiendan que las mujeres embarazadas y las madres eviten emplear productos que se fabrican con estos químicos.

“El estudio proporciona más evidencia de que las empresas están usando PFAS y poniéndolas en los productos actualmente, y también están llegando a la leche materna y exponiendo a los niños en una fase de desarrollo muy vulnerable”, advirtió Sathyanarayana.