Betelgeuse, la estrella que explotará e iluminará el cielo, está más cerca de lo que se creía

Ciencia LR

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

17 Oct 2020 | 21:28 h
El nuevo estudio indica que Betelgeuse está a 520 años luz de la Tierra. Foto: ESO
El nuevo estudio indica que Betelgeuse está a 520 años luz de la Tierra. Foto: ESO

Un reciente estudio indica que la supergigante roja Betelgeuse, que está en la última etapa de su vida, se encuentra un 25% más cerca de la Tierra.

Betelgeuse, la estrella supergigante roja de la constelación Orión, ha captado la atención de los astrónomos desde finales del 2019 debido a su extraño comportamiento: su brillo decayó notablemente, lo que permitió especular que el astro estaba a punto morir como supernova, una gran explosión. Esta hipótesis adquirió fuerza debido a que Betelgeuse se encuentra en la última etapa de su vida.

Un equipo de científicos llevó a cabo un “examen riguroso” de las nuevas observaciones de la estrella y determinó que aún podrían pasar muchos miles de años antes de que Betelgeuse protagonice aquel evento que iluminará el cielo durante meses. Pero su hallazgo más intrigante es que este gigante está más cerca de la Tierra de lo que se creía.

El estudio, publicado el 13 de octubre en The Astrophysical Journal, indica que Betelgeuse se encuentra a 530 años luz de distancia, un 25% más cerca de lo que establecían anteriores mediciones. Esta nueva estimación fue posible después de que lograran calcular el tamaño real de la estrella, que solía ser considerada hasta 1.000 veces más grande que el Sol.

"El tamaño físico real de Betelgeuse ha sido un poco misterioso; estudios anteriores sugirieron que podría ser más grande que la órbita de Júpiter. Nuestros resultados indican que es dos tercios de eso, con un radio 750 veces el radio del Sol “, dijo el coautor del estudio László Molnár, del Observatorio Konkoly en Budapest. “Una vez que tuvimos el tamaño de la estrella, pudimos determinar la distancia a la Tierra”, explicó.

Imagen de Betelgeuse captada por las instalaciones de ALMA, en Chile. Foto: ESO

La futura explosión

Aún así, Betelgeuse se encuentra lo suficientemente lejos como para que su explosión de supernova tenga un impacto significativo en nuestro planeta. Lo que cabe esperar es que dicho estallido sea un espectáculo más vistoso, ya que, además de una mayor cercanía, los investigadores calcularon que tiene casi tanta masa como se creía: hasta 18 veces más ‘pesada’ que el Sol.

No obstante, de acuerdo con el estudio, los humanos que vivimos en la actualidad probablemente no disfrutarán de este acontecimiento. Llegaron a esta conclusión por el origen de las pulsaciones de la estrella, aquellos latidos que aumentan y disminuyen su brillo cada cierto tiempo.

Según el coautor Shing-Chi Leung, de la Universidad de Tokio, el análisis “confirmó que las ondas de presión, esencialmente ondas sonoras, eran la causa de la pulsación de Betelgeuse”, evidencia de que “está quemando helio en su núcleo en este momento, lo que significa que no está ni cerca de explotar”.

Las estrellas masivas como Betelgeuse queman gases cada vez más pesados en su núcleo hasta que les queda solo hierro y, en consecuencia, colapsan por su propia gravedad y explotan. Por ahora, el núcleo de la supergigante cercana fusiona helio, un gas ligero.

“Podríamos estar mirando alrededor de 100.000 años antes de que ocurra una explosión”, enfatizó Leung. Para la humanidad, este tiempo parece una eternidad, pero para la estrella, que tiene cerca de 9 millones de años, son como sus últimos días.

Por su parte, la autora principal Meridith Joyce, de la Universidad Nacional de Australia, dijo que este es el candidato a supernova más cercano, lo que “nos da una oportunidad única de estudiar lo que les sucede a estrellas como esta antes de que exploten”.

Betelgeuse, últimas noticias:

Video Recomendado

Lazy loaded component