ALERTA - Ana Estrada tras decisión judicial: Me están diciendo que soy dueña de mi cuerpo, mis decisiones y mi vida

El coronavirus sobrevive hasta 28 días en superficies como billetes, celulares y vidrios

Ciencia LR

larepublica_pe

11 Oct 2020 | 21:14 h
Un grupo de jóvenes manipula sus celulares. Este descuido puede desencadenar un contagio por la contaminación del objeto | Foto: Agencia EFE.
Un grupo de jóvenes manipula sus celulares. Este descuido puede desencadenar un contagio por la contaminación del objeto | Foto: Agencia EFE.

Para determinar los riesgos de transmisión del SARS-CoV-2, los científicos sometieron superficies contaminadas a 20 °C, 30 °C y 40 °C, según estudio.

Sabemos que la propagación del SARS-CoV-2, principalmente, se registra a través de aerosoles y el contacto de fuentes infecciosas con la piel. En un nuevo estudio efectuado por la Organización de Investigación Científica e Industrial del Commonwealth (CSIRO), agencia científica en Australia, un equipo de expertos también comprobó el tiempo de permanencia del nuevo coronavirus en superficies de uso cotidiano como pantallas de celular o billetes.

Dentro del artículo llamado “El efecto de la temperatura sobre la persistencia del SARS-CoV-2 en superficies comunes”, publicado por la revista Virology Journal, el Centro Australiano de Preparación para las Enfermedades (ACDP) determinó que mientras el nuevo coronavirus esté expuesto a temperaturas más bajas, sus probabilidades de sobrevivir aumentan.

PUEDES VER El cáncer de huesos perfora los tejidos por falta de azúcar, afirma estudio

De acuerdo con el informe de los investigadores involucrados, el virus del SARS-CoV-2 era encontrado hasta 28 días después de exponerlo a 20 °C en superficies no porosas como vinilo, acero inoxidable y billetes. “Por el contrario, el virus infeccioso sobrevivió menos de 24 horas a 40 °C en algunas superficies”, comentaron en los resultados del citado documento.

Los científicos aclararon que “el SARS-CoV-2 se inactiva rápidamente bajo luz solar simulada”; por tal motivo, llevaron a cabo el experimento en total oscuridad, pues así persiguieron conclusiones fidedignas sin la alteración de variantes.

La supervivencia del coronavirus en superficies comunes depende de la temperatura | Foto: CSIRO

Por otro lado, a 30 °C, el coronavirus en acero inoxidable duró un promedio de siete días, según las indagaciones. Este material abunda en utensilios de cocina y electrodomésticos, por lo que era importante analizarlo. A esa misma temperatura, el patógeno en el vidrio —presente en pantallas de celular, cajeros automáticos y puertas de supermercados— sobrevivió similar cantidad de tiempo.

El acero inoxidable —como antecedente— había sido preponderante para estudiar la persistencia de diferentes virus en superficies, como el ébola, la hepatitis A, la influenza y otros tipos de coronavirus.

Respecto a los vidrios, los especialistas comentaron que los dispositivos de pantalla táctil pueden albergar patógenos responsables de la transmisión nosocomial, es decir, aquella que se propala en ambientes intrahospitalarios.

PUEDES VER Epidemiólogos debaten si el coronavirus se combinará con la gripe para transformarse

Asimismo, en las telas de algodón expuestas a 20 °C "no se recuperó "ningún virus infeccioso luego de 14 días. “La mayor parte de la reducción del virus en el algodón se produjo poco después de la aplicación del virus, lo que sugiere un efecto de adsorción (retención) inmediato”, se destaca. En cambio, el vinilo y el material poroso del algodón con gotas de COVID-19 a 30 °C prevalecieron solo tres días.

“Establecer el tiempo en el que realmente permanece el virus en las superficies nos permite predecir y mitigar con mayor precisión su propagación, y hacer un mejor trabajo para proteger a la gente”, señaló Larry Marshall, director ejecutivo de la CSIRO.

Debbie Eagles, subdirectora de ACDP, resaltó la importancia del lavado de manos y limpieza de los fómites, material carente de vida que puede ser el vehículo entre la COVID-19 y el potencial portador.

Gotas con COVID-19 en un billete de cinco dólares | Foto: CSIRO

Para Eagles, la evidencia de que la gripe A (H1N1) es más débil que el SARS-CoV-2 se comprueba en su tiempo de supervivencia: 17 días.

“Establecer el tiempo que este virus permanece viable en las superficies es fundamental para desarrollar estrategias de mitigación de riesgos en las zonas de alto contacto”, agregó la investigadora.

Conforme al artículo de Virology Journal, las grasas y proteínas de los fluidos corporales también serán una barrera cuando querramos contrarrestar los efectos del agente virulento.

Además, con el fin de explicar la persistencia del patógeno, será crucial examinar ambientes fríos con contaminación de lípidos y proteínas, por ejemplo, las plantas de carne procesada, sostuvo el profesor Trevor Drew, colega de Debbie Eagles.

COVID-19, últimas noticias: