“A los rectores solo les queda cumplir la ley y proceder a la entrega pacífica del cargo”

Hugo Velásquez. Juez titular del Quinto Juzgado Constitucional de Lima. Tiene ocho años como juez de paz letrado, comercial y, hoy, constitucional.

Los efectos de la nueva Ley Universitaria

5 Ene 2016 | 23:30 h

Los rectores deben cumplir la Ley y proceder a la transferencia pacífica del cargo, para no afectar a los alumnos, señala el juez Hugo Velásquez en una entrevista que concedió a La República. El 31 de diciembre, el juez Velásquez rechazó una acción de Amparo del rector y decanos de San Marcos contra la SUNEDU.
 
¿A pedido de quiénes se pronunció sobre la Ley Universitaria?
 
La decana de la Facultad de Ciencias Administrativas de la Universidad Mayor de San Marcos presentó una acción de Amparo al considerar que la guía que sacó la SUNEDU era inconstitucional porque afectaba la autonomía universitaria y la dejaba sin trabajo.
 
¿Esa fue la única demanda que recibió su juzgado?
 
El decano de la Facultad de Derecho de San Marcos también presentó su demanda y había otra, del rector de la universidad La Cantuta. En el trámite del proceso el rector de San Marcos, Pedro Cotillo, se apersonó como litis consorte y decidimos acumularlos todos, para emitir una sola sentencia, pues demandaban los mismos hechos.
 
¿Qué reclamaban?
 
El argumento central de los rectores es que SUNEDU no tiene legitimidad, no tiene competencia para fijar plazos,  para establecer el 31 de diciembre del 2015 como la fecha máxima para la elección de autoridades. 
 
¿Cuál fue su veredicto?
 
Teniendo en cuenta la sentencia del Tribunal Constitucional que establece que SUNEDU es un órgano legalmente constituido y no hay ninguna afectación a la autonomía universitaria, consideramos que dentro de sus facultades reglamentarias, para hacer cumplir la Ley, la SUNEDU podía establecer el 31 de diciembre como plazo.
 
¿Su resolución se enmarca en lo que establece el TC?
 
La sentencia del TC establece que la SUNEDU fue válidamente constituida. Determina que la Ley no afecta la autonomía universitaria y que SUNEDU es un ente fiscalizador. La primera disposición complementaria  de la Ley es la que establece el procedimiento para la elección de las nuevas autoridades.
 
Pero la ley no fija una fecha límite.
 
Sí bien no se establece la fecha límite de la culminación del procedimiento de elecciones universitarias, sí establece unas pautas que determinan que todos, digamos, tienen un tiempo establecido. SUNEDU no ha distorsionado la Ley, no ha excedido sus funciones. Como la Ley no la establece, ellos precisan la fecha.
 
Los rectores rebeldes dicen que la SUNEDU no podía establecer ese plazo.
 
Nosotros consideramos que sí tiene competencia para establecer ese plazo. Como ente técnico administrativo, SUNEDU puede reglamentar la norma, sin distorsionarla. La Ley dice la elección de autoridades tiene que ser antes de que acabe su mandato. El plazo del 31 de diciembre del 2015 es antes que acabe su mandato. Por tanto, no hay distorsión de la Ley. Lo que SUNEDU no puede hacer es establecer nuevos requisitos. Todo lo que no exceda la ley, lo pueden hacer y han precisado la fecha límite.
 
¿Qué decían los demandantes sobre este plazo?
 
San Marcos dice mi plazo vence en mayo, entonces yo puedo hacer la elección en enero, febrero, marzo y asumir cuando ya venció el mandato.  En La Cantuta ellos tenían hasta el 2018 e hicieron un procedimiento de elección hasta el 2018. Lo que SUNEDU ha hecho, para ordenar todo, es poner un límite. Lo que el juzgado ha hecho es decir SUNEDU no transgrede la Ley. Como tiene facultades reglamentarias es correcta su interpretación y  no hay afectación a la autonomía universitaria y tampoco se afecta el derecho al trabajo, porque ellos (decanos, rectores) no dejan de trabajar. Ellos vuelven a ser docentes. 
 
Entonces, la clave está en el antes de...
 
Si se hace un análisis literal de la norma y esta dice antes de vencer su mandato y SUNEDU establece una fecha antes de, no se afecta nada, porque es antes de que acabe su mandato.
 
¿Qué sigue en este proceso?
 
Los demandantes pueden impugnar y una sala superior tendrá que resolver  y si se confirma la sentencia todavía podrían recurrir al TC. 
 
¿Han apelado?
 
Todavía. Por el fin de año y la apertura del año judicial, recién hoy (martes) se les ha notificado. Tienen tres días para apelar.
 
¿Podrían decir que la apelación suspende la sentencia?
 
No. Este es un fallo que declara infundada la demanda. Distinto habría sido sí declarábamos fundada la demanda. Allí ellos podrían haber pedido la ejecución anticipada y yo tendría que ordenarle a SUNEDU parar. Pero se declaró infundada la demanda, no hay nada que discutir.  Si el TC les ha dicho que la ley es válida. El Poder Judicial ha rechazado sus demandas, lo que tienen que hacer es acatar la Ley.
 
De allí que usted los exhorta a cumplir la Ley
 
Ellos, básicamente,  piden que se respete el mandato que los rectores tienen, pero más allá de un interés personal, ellos cumplen un fin social, colectivo. Como autoridades, como docentes, como profesores no pueden permitir este caos. En realidad,  todo lo que está pasando no se hacen daño ellos sino a toda la colectividad universitaria. Deberían respetar la Constitución y la ley y dejar que las nuevas autoridades asuman y se haga la transición correcta.
 
¿Le han llegado otras demandas?
 
No, pero sé que hay otras demandas en otros juzgados que  también han sido rechazadas. En Lima están siendo rechazadas todas. Lo único que les queda, siendo respetuosos de la Constitución, es evitar el conflicto y cumplir la Ley. SUNEDU debe actuar inmediatamente. 
 
¿De qué manera?
 
No sé cuáles son los mecanismos administrativos que ellos tengan, pero causando el menor perjuicio posible. Anular los títulos o una sanción económica solo afectará a los alumnos y la universidad. Tampoco creo que este sea un tema penal. La SUNEDU debería ver el mecanismo para tomar la universidad. El Congreso debería intervenir. Burlar la Ley se ha vuelto un deporte en el Perú y eso no puede permitirse. Si estás en contra existen los mecanismos legales para oponerse y cuando te dicen que no tienes razón, solo queda cumplir la Ley. Además, los rectores deberían dar el ejemplo.

Te puede interesar