El triste fin de una peruana a manos de su novio en EE.UU.

Crimen en florida. María Nemeth, joven administradora que viajó en busca de empleo hace 11 años, fue asesinada por su pareja, un ciudadano colombiano que la apuñaló varias veces. "El monstruo de Florida" ya se encuentra en la cárcel.

23 Sep 2015 | 11:36 h

El deseo de formar un hogar con el hombre que amaba sobre todas las cosas hizo que la peruana María Nemeth (31) se mude al departamento de aquel, en la localidad de Sunrise, estado de Florida, Estados Unidos, sin imaginar que ese sería su último error.
 
 
El lunes, tras mantener una fuerte riña con su pareja, el ciudadano colombiano Fidel López (24), María fue golpeada con salvajismo.
 
Según ha dicho la policía, López tomó luego dos cuchillos de la cocina y le hizo varios cortes en el abdomen, rostro, brazos y piernas. Acto seguido le introdujo las manos y le arrancó las vísceras, dejándola morir tendida en el suelo, en medio un charco de sangre. 
 
Al ver que ya no respiraba,  arrastró a María hasta el baño para asearla. Recién entonces llamó a la policía. 
 
Según contó la vecina Diana Jaramillo, los gritos de la joven se escucharon en todo el vecindario. Luego vio al asesino parado en el balcón de la vivienda fumando un cigarrillo.
 
 
Una hora después, López recién llamó al 911 para informar que su novia se había desmayado tras vomitar en el baño.
 
En el momento que la policía y paramédicos llegaron al inmueble notaron que el criminal tenía una mochila con ropa, como si estuviera planeando una fuga, por lo que procedieron a detenerlo.
 
Al interior de la casa los agentes encontraron una botella vacía de tequila y rastros de sangre en el baño, pasadizos y el armario de la habitación.
 
María Nemeth se dedicaba, junto a su pareja, a la renta de departamentos en el condominio Colonade, donde vivían.
 
Llegó a Estados Unidos hace 11 años a través de un programa de intercambio estudiantil, tras lo cual decidió quedarse para buscar empleo como administradora.
 

CONTINUAS PELEAS

 
Según la policía, la joven mantenía constantes riñas con su novio motivadas, al parecer, porque Nemeth mantenía comunicación con su ex esposo de nacionalidad estadounidense.
 
López trato de defenderse ante la corte de Florida, alegando que en el momento que cometió el crimen estuvo bajo los efectos del alcohol y estupefacientes, y además que "ella dijo el nombre de su ex esposo mientras teníamos relaciones". 
 
"Ambos queríamos casarnos e incluso tener hijos, pero mis celos me hicieron perder la conciencia de mis actos y asesinarla", sostuvo.
 
Fidel López se halla recluido preventivamente en la cárcel de Fort Lauderdale, en el condado de Broward, al norte de Miami, mientras dura el juicio por homicidio al que es sometido. No tiene derecho a una fianza.
 
También se supo que este no es el primer caso de violencia en el que está involucrado.
 
En el año 2009 fue detenido tras golpear a un policía y causarle múltiples fracturas. De igual modo, en el 2014 purgó varios meses de cárcel tras golpear, bajo los efectos del alcohol, a una mujer en la calle.
'Monstruo de florida'
 
Enterados de la ferocidad con  que asesinó a María Nemeth, los residentes de Sunrise han empezado a llamar a López con el apelativo de "El monstruo de Florida".
 
Dan Curtis, amigo de la fallecida, contó que conoció María hace seis años y la describió como una muchacha dulce.
 
Hasta el cierre de esta edición, ni el Ministerio de Relaciones Exteriores en Lima ni el consulado del Perú en Miami se pronunciaron sobre los terribles hechos.
 

Podría recibir pena de muerte o pasar varios años en la cárcel 

 
Fidel López podría recibir la pena de muerte pues en los estados de Texas, Oklahoma, Florida, Ohio y Arizona ejecutan a quienes cometen asesinatos con saña.
 
En el estado de Florida se ha ejecutado el 40% de las "penas capitales" dictadas en Estados Unidos. En la mayoría de casos, los ejecutados habían cometido varios asesinatos.
 
Para el abogado penalista Mario Amoretti, la brutalidad con que Fidel López   asesinó a María Nemeth haría que la justicia estadounidense se incline por darle una pena severa.
 
Un aspecto que destacó el letrado es que la nacionalidad no importa para que reciba la pena, pues se aplican las leyes del lugar donde fue cometido el delito.

 

Te puede interesar