Asesinó a expareja y a la hija de ambos para no pagar manutención

Terrible caso. Óscar Medina Jara, el mototaxista acusado de feminicidio y parricidio, reconstruyó ayer su crimen. Alega que un espíritu lo indujo, pero detectan mentiras en su relato.

25 Ene 2018 | 6:40 h

“Al lado de mi hijita Jimena, feliz, siempre juntas, pase lo que pase”, escribió Luzmila López Herrera (35) el 2 de enero, en su cuenta de Facebook.

Nueve días después, madre e hija fueron asesinadas por Óscar Alejandro Medina Jara (25), pareja y padre de las víctimas. Ayer, el homicida reconstruyó el crimen y dio una explicación sin sentido como buscando evadir su responsabilidad: “Un espíritu se apoderó de mi cuerpo”.

PUEDES VER Youtube: video muestra el asesinato a ex reina de belleza en Guatemala

López y su hija fueron reportadas como desaparecidas el 12 de enero. Ese día, Medina acompañó a una hermana de Luzmila a poner la denuncia en la comisaría de Sol de Oro. Sin embargo, imágenes de una cámara de seguridad que lo mostraban con ellas terminarían por desenmascararlo.

Aquella tarde apareció un mensaje escrito supuestamente por Luzmila en su perfil de Facebook: "Me siento muy bien. Gracias a Dios, hoy estoy mejor que nunca. Gracias mi señor". Para entonces ya habían sido asesinadas.

Según el abogado de los familiares de las víctimas, Álvaro Peláez, el asesino confeso contó de manera poco creíble cómo cometió el crimen.

“Él dice que la víctima quiso ir con él hasta Pasamayo para jugar la ouija. Es poco probable porque de por medio había un proceso de alimentos. Es decir, no había una empatía entre ambos. Él manifiesta que llegó a la casa a las 8:00 p.m., luego cambia de versión y dice que llegó a las 10:00 p.m. y después a las 12:00 de la noche. También dice que un camión los llevó hasta Huaura. Le preguntamos por el señor que conducía el camión y tampoco sabe el nombre”, explicó Peláez.

No pasaba la manutención

Óscar Alejandro Medina, quien afrontará los cargos de feminicidio y parricidio, recreó ayer cómo enterró los cuerpos de su ex pareja y su hija a un metro y medio de profundidad.

La madre estaba atada de pies y manos con un cordón, el mismo que el feminicida usó para quitarle la vida.

Los familiares y la Policía están convencidos de que Óscar Medina, dedicado a realizar servicios de mototaxi, no quería asumir sus obligaciones de padre. Había iniciado otra relación sentimental y ya tendría otros hijos.

“Ese día discutimos, ella estaba parada y nos miramos frente a frente. Discutimos y le dije ya me estás cansando, siempre te alteras, siempre me amenazas. Ella me contestó: 'te voy a dar donde más te duele'”, indicó a manera de excusa.

Luego, confesó que cuando ella se volteó la atenazó por la espalda y la ahorcó con un cordón de nylon.

Datos

En el 2017 se registraron 121 feminicidios y 247 tentativas de feminicidios, según el Ministerio de la Mujer.

Luzmila y su hija murieron por "asfixia mecánica por estrangulamiento", según la autopsia de ley.

Te puede interesar