Tenientes gobernadores de Puno buscan aliarse con Bolivia

Para impedir vilavilani. Según pobladores de Capazo, aguas que pretende tomar Tacna son internacionales.

6 Oct 2017 | 11:56 h

Pobladores del distrito de Capazo en la provincia de El Collao-Ilave no dan su brazo a torcer. Luego que el gobernador de Tacna, Omar Jiménez, anunció que seguirá adelante con la licitación del proyecto hídrico Vilavilani II Fase I, tenientes gobernadores de dicha localidad convocaron a sus pares de Tarata (Tacna) y Bolivia para tomar acciones conjuntas y paralizar el proyecto.

“No aceptaremos que el proyecto avance. Será perjudicial. El señor Omar Jiménez podrá aspirar lo que sea pero no lo dejaremos. Nosotros conocemos la realidad”, aseguró Bernabé Ordoñez, miembro del comité de lucha. El proyecto consiste en perforar siete pozos de agua subterránea en la zona denominada Nuevo Ayro, en el distrito de Palca, provincia de Tacna. Estos dotarán de 650 litros por segundo (l/s) de agua al sector agrícola tacneño.

PUEDES VER: Tacna defiende proyecto Vilavilani

Los componentes que se harán en la provincia de Tarata son la planta de bombeo en el manantial de Ojos de Copapujo y la construcción del entubado de Villachaullani, de una extensión de 41.1 kilómetros. 

El entubado trasladará aguas del río Ancoaque, que se ubica también en territorio tacneño. La obra dispone de S/130 millones para sus primeros dos componentes. Vilavilani paliará la escasez hídrica de Tacna por 18 años.

El gerente de Recursos Naturales y Medio Ambiente del Gobierno Regional de Puno, Edson Pizarro, aseguró que en junio cursó oficio a la Cancillería boliviana pidiendo su intervención porque las aguas del rio Mauri, el cual se pretende trasvasar serían internacionales. Pobladores de Tarata confirmaron la información. El lunes habrá una reunión binacional entre tenientes gobernadores entre Perú y Bolivia. 

Te puede interesar