Dos niñas de inicial mueren intoxicadas en Azángaro

Hipótesis. Maestra sostuvo que ingirieron yogur en mal estado. Padres creen que manipularon veneno dentro de centro educativo.

 

17 Jun 2017 | 2:00 h

Dos niñas de 4 y 5 años de edad murieron ayer tras ingerir una sustancia mortal. Un tercer menor logró salvarse gracias a la atención de médicos del nosocomio de Juliaca. El grave incidente ocurrió en el centro educativo inicial 837 del centro poblado de Jasana Grande, en el distrito de Samán, provincia de Azángaro.
 
Según la profesora, de nombre Aydé, mientras iniciaban las clases cotidianas, tres menores empezaron a convulsionar y retorcerse de dolor. Con la ayuda de algunos padres de familia, rápidamente llevaron a una de ellas al centro de salud de Samán. Lamentablemente Rosy T.T. (05) falleció.
 
Los otros dos menores fueron transferidos hacia el hospital Carlos Monge Medrano de Juliaca. La niña Lizbeth C.C (04) dejó de existir en el trayecto. El único que sobrevivió fue Anthony Q. (05), quien ya está fuera de peligro.
 
La maestra indicó que, al parecer, los menores ingirieron yogur que habría traído una de las niñas. Las autoridades tomaron muestras del producto para analizarlo y determinar su estado.

Piden investigación

Sin embargo, los padres de las niñas no creen esa hipótesis. Máximo Tamayo Quispe, padre de Rosy, señaló que probablemente los docentes colocaron en almacén veneno para ratas. Eso habría sido manipulado por los infantes.
 
 “Están diciendo que es yogurt, pero me parece que es mentira. Nosotros pedimos a las autoridades que investiguen bien, qué pasó con mi hija”, expresó entre lágrimas Tamayo. 
Los pequeños cuerpos han sido trasladados hasta la morgue de la urbanización La Capilla de Juliaca, donde se practicará la necropsia. Los pobladores de este distrito están consternados y piden una exhaustiva investigación.

Te puede interesar