Yovana y Katia: las nuevas víctimas de la ola de feminicidios en el país

¡Basta ya! En Cusco, la primera víctima era una madre de 28 años, quien habría sido asesinada a martillazos por su conviviente. La segunda era una joven de 23 años. Su cuerpo fue hallado semienterrado en La Libertad. Familiares sospechan de su ex pareja.

12 Jun 2017 | 1:50 h

Dos nuevos casos de violencia contra la mujer han conmocionado las regiones de Cusco y La Libertad. La primera víctima es Yovana Usccuhuamán Saraya, una madre de familia de 28 años, quien fue encontrada, el último martes, sin vida dentro de la habitación que alquilaba en la Ciudad Imperial.

Ayer, con los datos proporcionados por un testigo y con el uso de la técnica de comphotofit (retrato hablado), la Policía del Cusco recreó los rasgos faciales de la pareja sentimental de Yovana, quien la habría matado a martillazos.

PUEDES VER Cuatro mil denuncias recibe el primer módulo de violencia de género

Según los detectives, el nombre del principal sospechoso del feminicidio sería Eddy Mejía Challco. Sin embargo, este nombre no está registrado en el Reniec.

Debido a ese problema, las autoridades del orden tuvieron que recurrir a la técnica del retrato hablado.

El jefe del Departamento de Investigación Criminal (Depincri), comandante Julio César Villacorta, informó que se trataría de una persona de 28 años, cabellos negros ondulados, nariz recta ancha y cejas pobladas.

“Con esta identificación aceleramos las acciones de búsqueda y hallazgo del principal sospechoso”, dijo.

Pidió que las personas que puedan reconocer al individuo deben denunciarlo en cualquier dependencia policial.

Mala racha

Un escalofriante hallazgo causó conmoción a los pobladores del sector La Corbit, distrito de Rázuri, provincia de Ascope, región La Libertad.

Los moradores descubrieron el cuerpo de una mujer semienterrado, el cual presentaba golpes y quemaduras.

El cadáver fue encontrado el pasado jueves a las 7:30 de la mañana en una trocha carrozable, en un campo de sembrío a la altura del kilómetro 636 de la Panamericana Norte.

“El cuerpo estaba en avanzado estado de descomposición escondido entre los matorrales al interior de una zanja. La víctima habría sido asesinada a golpes y luego quemada por los asesinos que se ensañaron con ella”, declaró una fuente policial.

El cuerpo es de Katia Ayde Choque Huamán (23), quien llevaba desaparecida desde el pasado lunes 4 de junio.

Según versión de los testigos, la joven fue vista por última vez en un bar a dos kilómetros del lugar del hallazgo.

Según la Policía, el cuerpo tenía la cabeza destrozada, el rostro desfigurado, el brazo izquierdo mutilado al igual que los dedos de su mano derecha. Tras torturarla, los criminales la arrojaron en la zanja y luego la cubrieron de arena y ramas secas.

Los deudos llegaron ayer hasta la morgue de Trujillo para identificar el cadáver. Ellos exigieron que se capture a los responsables de este terrible crimen y no descartaron que el criminal sea la ex pareja de la victima, quien la había amenazado.

La joven era natural de Chepén y hace dos meses vivía junto a su pareja, Ermes Linares Tello (24), quien, tras rendir su declaración, fue liberado.

Ahora se exige justicia por Yovana y Katia. ¡Basta ya!

Te puede interesar