Puno: Llachón ingresa al rubro del turismo vivencial

Paradisiaco. Un total de 40 familias accedieron a créditos y adecuaron sus casas para recibir a los turistas. El lugar ofrece una vista espectacular del lago Titicaca.

14 May 2017 | 5:40 h

Hace dos meses, Amalia Vilca recibe a turistas nacionales y extranjeros en su vivienda rústica, el mismo lugar donde habitó desde que nació.  

Ella y otras 40 familias ingresaron al rubro del turismo vivencial y ecológico en el centro poblado de Llachón, en el distrito de Capachica. De esta manera estos campesinos se convirtieron en pequeños microempresarios sin cambiar sus formas ancestrales de vida.

 

PUEDES VER: Aumento en demanda mundial de palta dispara su precio a nivel histórico

“No fue fácil. Tuvimos que adecuar nuestras casas de acuerdo a cómo quieren dormir los turistas”, aseguró.

Los nuevos operadores turísticos comunitarios recibieron capacitación, otorgamiento de créditos y asistencia técnica que canalizó la Asociación de Turismo Rural Solidario (ASTURS) que es una organización sin fines de lucro dedicada a dar oportunidades a comunidades, cuyos habitantes conservan sus formas peculiares de vida.

Llachón está asentado a orillas del Titicaca, frente a las islas de Taquile y Amantaní. Por cualquier lado, el lugar ofrece una vista espectacular del lago. Los amaneceres son de ensueño. 

Los lugareños aprovecharon su paisaje para adecuar sus viviendas y así recepcionar extranjeros. “Cuando vienen (los turistas) les enseñamos la pesca y siembra. Todo los alimentos que les ofrecemos son a base de productos andinos”, indica Marco Quispe del sector de Muro.

ASTURS gestionó recursos para la capacitación, que serán proveídos por entidades francesas, con el compromiso de combatir la pobreza en Llachón. Los beneficiarios recibieron créditos de hasta S/ 5 mil  soles a un interés anual de 7%.

“Con eso pudimos adecuar nuestra casa y comprar todo lo necesario para que lleguen los turistas, no solo del extranjero sino nacionales”, dijo Vilca.

Las viviendas, que ahora funcionan como albergues comunitarios, tienen todas las condiciones de confort y seguridad. Los servicios higiénicos no tienen nada que envidiar a un hotel de ciudad.

Te puede interesar