Ley laboral juvenil: así se gestó su derogatoria

La norma dirigida a jóvenes de entre 18 y 24 años fue anulada este lunes en el Parlamento. “Esta decisión fue un triunfo de la democracia, del pueblo y los jóvenes”, aseguró el parlamentario Lescano.

27 Ene 2015 | 3:40 h

Redacción web

El polémico régimen laboral juvenil fue derogado este lunes por el Congreso de la República, el mismo que lo aprobó en diciembre y optó por cambiar de discurso ante la presión social. Cinco marchas multitudinarias que acabaron con detenciones y policías heridos, las observaciones del Organismo Internacional de Trabajo (OIT) , intereses políticos y las críticas de especialistas en temas laborales provocaron que la norma  fuera anulada. Esta decisión golpea al gobierno de Ollanta Humala, que se mantuvo firme en su defensa a la propuesta que presentó ante el Legislativo como parte de un paquete de medidas para reactivar la economía.


La intención del gobierno fue dar la oportunidad a los jóvenes de entre 18 y 24 años de ingresar al mercado laboral formal. Sin embargo, para ello restaba derechos laborales como la Compensación por Tiempo de Servicios (CTS), el pago de gratificaciones y el derecho a tener un mes de vacaciones por año. Miles de jóvenes tomaron las calles en distintas partes del país para mostrar su rechazo a esta norma y exigir igualdad de condiciones laborales. Aquí presentamos un recuento de los momentos claves entorno a esta polémica norma.


PRIMERA VOTACIÓN  
5 diciembre 2014


El nuevo régimen laboral juvenil fue aprobado en la Comisión de Trabajo del Congreso. En su primera votación, la norma recibió el visto bueno de 57 legisladores.


Antes de su segunda votación, ya se debatían los pro y contra de la norma. El laboralista Jorge Toyama aseguró a La República que el nuevo régimen reduciría la tasa de desempleo para los jóvenes, a quienes además permitiría hacer una carrera en una empresa y poder negociar  mejores condiciones tras el contrato de trabajo basado en el nuevo régimen.


Mientras tanto, el laboralista Javier Mujica señalaba que el régimen era desventajoso para los jóvenes pues las empresas verían reducidas  sustancialmente los costos de contratación de personal. Además, criticaba que las empresas tengan legalmente a casi la mitad de sus trabajadores con beneficios laborales reducidos.


CONGRESO APROBÓ LA LEY
11 de diciembre del 2014  


El Pleno del Congreso aprobó el régimen laboral con 68 votos a favor, 12 en contra y 11 abstenciones. Tras la aprobación, la sociedad y medios comenzaron a prestarle más atención a la norma, que fue bautizada como la “Ley Pulpín”.


PRIMERA MARCHA CONTRA LA LEY PULPÍN
19 de diciembre del 2014


Desde las seis de la tarde del viernes 19 de diciembre,  miles de jóvenes se agruparon en la Plaza San Martín. Fueron alrededor de cuatro mil personas las que marcharon en las calles del Centro y llegaron hasta Miraflores. Ese día un gran contingente policial resguardó el perímetro de Palacio de Gobierno y del Congreso de la República, lo que impidió que los dirigentes entregaran su pliego de reclamos al Legislativo.


Los protestantes, al no poder ingresar, decidieron continuar su marcha por la avenida Arequipa hasta llegar al local del Partido Nacionalista. Otro grupo llegó hasta el Parque Kennedy, en Miraflores.


SEGUNDA MARCHA
23 de diciembre del 2014


La segunda marcha convocó a muchos más jóvenes que la primera y tuvo como puntos de concentración a la Plaza San Martín y el Campo de Marte. Se sumaron más de 10 mil personas.


En esta ocasión, un grupo de jóvenes llegó al local de la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (CONFIEP), ubicado en San Isidro. Esta segunda marcha se realizó bajo el lema “El gobierno te miente. No te dejes”.


TERCERA MARCHA
29 de diciembre del 2014

Nuevamente miles de jóvenes recorren las principales avenidas de la ciudad manifestándose en contra de ley promulgada por el Ejecutivo. Los jóvenes se agruparon en la plaza San Martín, en el Centro de Lima, para luego partir hacia la sede de la Confiep.


CUARTA MARCHA
Jueves 15 de enero del 2015


Aproximadamente 5 mil personas se movilizaron por las calles del Centro de Lima en dirección a la sede del Congreso de la República. La violencia marcó esta jornada de protesta en la que los jóvenes denunciaron la presencia de infiltrados.
Durante la marcha, representantes de grupos juveniles acudieron a la sede del Legislativo para entregar un petitorio de reclamo, pero no lograron ingresar debido a un fuerte resguardo policial. El documento quedó en manos de un emisario del Congreso que se comprometió a entregarlo a la Comisión Permanente y la Mesa Directiva.


MENSAJE A LA NACIÓN
23 de enero del 2015


El presidente Ollanta Humala dio un sorpresivo mensaje a la Nación para convocar una legislatura extraordinaria en la que se debatiría la “Ley Pulpín”. Humala le recordó a los parlamentarios que la mayoría votó a favor de la norma en diciembre pasado, y lamentó que ahora “piensen desconocer su decisión”. Horas después, los jóvenes anunciaron que marcharían por quinta vez el mismo día de la legislatura.


ALIADOS DEL GOBIERNO LE DAN LA ESPALDA
25 de enero del 2015

El partido Perú Posible anunció que votaría por la derogatoria de la “Ley Pulpín”. Con ello, la bancada oficialista, golpeada además por el alejamiento de varios de sus integrantes, se quedaba sin respaldo de cara al debate de la norma. Perú Posible propuso que se cree un fondo de 200 millones de dólares (50% del sector público y 50% de sector privado) para construir institutos tecnológicos superiores en las regiones y capacitar a los jóvenes.

QUINTA MARCHA Y DEROGATORIA
27 de enero del 2015

Aproximadamente dos mil jóvenes se reunieron este lunes para protestar una vez más contra la “Ley Pulpín”. Las protestas acabaron aproximadamente a las 03:40 p.m., cuando en el Congreso se optó por derogar la norma. Con 91 votos a favor, 18 en contra y 5 abstenciones, el Legislativo acabó con el nuevo régimen laboral juvenil. Incluso no fue necesario someter la decisión a segunda votación.

LÍNEA DE TIEMPO

 

REACCIONES

Uno de los opositores a la norma, el congresista Yonhy Lescano, de la bancada de Acción Popular – Frente Amplio, saludó la decisión del Parlamento y aseguró que se trató de un triunfo de los jóvenes peruanos.

“Esta ley era nefasta para los derechos laborales. Vamos a tratar de que se propongan otras medidas para facilitar (la promoción del empleo juvenil). Con esta ley solo se precarizaba el trabajo y se maltrataba a los jóvenes”, dijo.

Por su parte, la parlamentaria Rosa Mavila aseguró que la derogatoria de la norma sirve como base para evaluar cambios en otros regímenes laborales.

“Estamos planteando que este sea un punto de partida para debatir el código de trabajo de  los demás regímenes laborales. Se ha planteado la necesidad (de crear) una comisión multisectorial en la que tengan presencia los trabajadores”, dijo en el Congreso.

PUEDE VER. Nadine Heredia sobre la derogatoria de ley Pulpín: ¿Qué proponen la oposición?

 

 

Te puede interesar