Talareños esperan que alcaldesa declare la ciudad en emergencia sanitaria

Basurales. Vecinos denuncian que calles están llenas de basura por falta de limpieza.

13 Nov 2017 | 7:05 h

Víctor Arrunátegui

Talara

Uno de los temas que tendrá que afrontar con urgencia la alcaldesa de Talara, Rosa Vega Castillo, es la problemática del recojo y evacuación de basura de algunos sectores considerados importantes y de alto índice de riesgo, por lo que la población y el pleno del concejo esperan sea considerada la propuesta hecha por el regidor y médico Wilder Alayo Corro, en declarar a Talara en emergencia sanitaria.

Son muchos los vecinos que a diario muestran su malestar a través de los medios de comunicación y redes sociales, indicando que las calles de la ciudad huelen mal debido a que los recolectores de basura no pasan, por lo que tienen que arrojar los desperdicios a la calle, generando con ello focos infecciosos y la proliferación de moscas y roedores.

Los talareños solicitan la pronta intervención de las autoridades para evacuar los residuos sólidos, sobre todo de la alcaldesa Rosa Vega, de quien esperan ejecute algunas políticas que tengan como objetivo el de no poner en riesgo la salud de la población, recuperar la limpieza y el ornato de la ciudad.

También esperan que en el pleno de concejo se considere el proyecto presentado por el regidor Wilder Alayo Corro, en declarar de emergencia la higiene y limpieza pública de Talara, debido al peligro que representa para la salud de los niños y adolescentes la acumulación de basura, de la cual se emiten olores nauseabundos, generando enfermedades epidérmicas, respiratorias y gastrointestinales.

Cabe indicar que el proyecto de emergencia, presentado hace un año por el munícipe, incide en poner en marcha una serie de estrategias importantes como el fortalecimiento de la educación, organización y ordenamiento de la comunidad, motivando con ello a la población al culto de limpieza de sus hogares y sectores donde radican.

Solo en el distrito de Pariñas, la salud es crítica y alarmante, requiriéndose acciones a corto y mediano plazo, considerando que cerca de 5,000 familias viven en condiciones infrahumanas, al no contar con los servicios básicos de agua y luz ni salud.

Te puede interesar