• Impresa
  • Carlos Galdos
  • Laura Tarrillo
  • Televisión
Miercoles, 14 de Febrero de 2018 | 6:6:30 am

Carlos Galdós: “Estoy totalmente abierto a mejorar, sino sería un idiota... y ya hay muchos en televisión”

Carlos Galdós pasará el día explicando por qué odia San Valentín. El comunicador y comediante ha decidido cerrar sus 17 años de unipersonales de esta manera y en esta fecha. A sus 43, cuenta que buscó al Ministerio de la Mujer por las críticas que recibió ‘La noche es mía’,  y hoy se siente aliviado porque pudo “girar el timón de su contenido”.

PUEDES VER Carlos Galdós: “Quiero darle un giro a mi carrera”
 

En este momento, muchos deben estar comprando rosas o chocolates por San Valentín, ese no es tu estilo.

No soy muy aficionado a eso. Creo que las fechas impuestas son feas, es como si tuvieras que regalar algo.

Te parece una demostración forzada. Entonces, ¿qué sueles hacer en esta fecha?

Hago shows y, por suerte, mi esposa, Carla, nunca me ha hecho problemas por eso. Me conoce y sabe cómo pienso.

¿Por qué es tu último unipersonal?

Han sido 17 años ininterrumpidos y agotadores. Solo pienso que debo de parar y hacer cosas que me alimenten.

Recibiste duras críticas por el contenido de ‘La noche es mía’. ¿Qué hiciste a partir de eso?

Los programas tienen temporadas y el entorno hace que cambies los contenidos. Hubo un tramo en el que todos nos pusimos algo animales. Todos somos hombres, cuarentones, y hemos crecido –gracias a los medios de comunicación– pensando cosas equivocadas respecto al tratamiento de la mujer.

Exhibirla como un trofeo.

Sí, y eso gracias a la bulla social ha hecho que paráramos la oreja. Cuando alguien te dice que no te gusta eso, quiere decir que te sigue y que quiere que cambies. Y a lo mejor tiene razón, así que tuve algunas reuniones para entenderlo.

¿Con quién conversaste?

Con gente que trabaja en el Ministerio de la Mujer. Mi esposa me acercó a los colectivos.

¿Tú fuiste quien los buscó?

Sí, porque me costaba entender. Por ejemplo, crecimos con el sketch de Guillermo Francella y La Nena. Ella era menor de edad y era el objeto del deseo de un señor. Hay toda una carga de contenido que si se recibe diario termina pudiéndose ver normal. En el programa había un juego de prendas en el que nunca se quedaban desnudas. Entonces pensé que se podía hacer algo más creativo. Eso no estaba bien.

¿Te costó entender las críticas de la gente?

Me costó. Pero lo que más me dolió fue cuando recibí un mensaje en el que me llamaban misógino. Fue muy fuerte porque no odio a las mujeres. No puedo. Tengo dos hijas, una madre y mi razón de ser tiene mucho que ver con ellas en mi vida.

La gente se queda con la impresión de cómo te ve en televisión.

Claro. La televisión, con su soberbia, lo hace difícil.

Y el morbo vende, por eso hay tantos programas que se basan en eso.

Eso lo hace más grave. Muchas de esas acciones a veces vienen decididas de reuniones y no de nosotros, aunque eso no significa que esté bien.

A estas alturas, cómo te sientes tras buscar un cambio en ‘La noche es mía’.

Aliviado de girar el timón del contenido. Seguro falta mucho más, pero estoy totalmente abierto a mejorar, sino sería un idiota, y hay muchos en la televisión.❧

Carlos Galdós se despide de los unipersonales presentando su show 'Yo odio San Valentín' el 14 y 17 de febrero en el Centro de Convenciones María Angola y en el Teatro Plaza Norte.