Teleserie

Dark, el más oscuro misterio

Se le compara con Stranger Things, pero Dark, la primera serie alemana de Netflix, ahonda, desde el título, en la oscuridad de la condición humana y cuestiona la linealidad del tiempo. Ya se anunció la segunda temporada.

Redacción LR

Martes, 9 de Enero del 2018

Un pueblito silencioso donde desaparecen niños a causa de fenómenos paranormales.

Nada extraordinario. Pero basta ver el primero de los diez capítulos de 'Dark' para no pecar de injustos y dejarse arrastrar por esta serie maratoneable, la primera de origen alemán que llega a Netflix.

"La primera vez que escuchamos sobre 'Dark' nos dimos cuenta desde el principio que no habíamos visto algo como esta serie ni en Alemania ni en cualquier otro lugar del mundo", dice Kelly Luegenbiehl, vicepresidenta de los contenidos originales internacionales de Netflix. Y dice bien.

Aunque cierta crítica le encuentra similitudes a Stranger Things e incluso la han denominado como su versión retorcida y adulta, la oscuridad de 'Dark' impone un sello único. Oscuridad que no es exclusiva de los protagonistas sino de cada uno de los personajes. Depresivos, infieles, rencorosos, perturbados. Humanos, muy humanos después de todo.

Dark gira alrededor de una concepción filosófica empleada por Nietzsche, y posteriormente por Borges, Herman Hesse y Milan Kundera: El eterno retorno.

Bajo este paradigma, el tiempo no es lineal sino más bien repetitivo. El futuro es el pasado y el pasado es el futuro. Los acontecimientos nos retornarán a un mismo punto de partida. Ya no importa dónde sino cuándo.

Situada en Winden, un condado alemán a la sombra de una planta nuclear, 'Dark' inicia con la desaparición de un niño, en el otoño del 2019.

Después de empapelar el pueblo con su búsqueda, sucederán hechos inexplicables: un rebaño de ovejas muertas sin ninguna herida visible pero con los tímpanos destruidos y una lluvia de aves que se estampan contra el piso, también con los tímpanos atrofiados.

Tras la desaparición de un segundo niño al pie de una cueva, en un bosque tupido, se irá revelando el misterio: un agujero negro que conecta la realidad en tres épocas distintas: 1953, 1986 y 2019.

Por eso, cada 33 años, como dijimos, los sucesos se repiten.

Eso descubrirán los Kahnwald, los Nielsen, los Doppler y los Tiedemann, cuatro familias estrechamente relacionadas.

 

Segunda temporada

 

Una infancia sin caramelos y sin salir a la calle a jugar. Así de traumáticos fueron los primeros años de la alemana Jantje Friese y el suizo Baran bo Odar, esposos y directores de 'Dark'.

¿La razón? La paranoia nuclear a raíz del accidente de Chernobyl en abril de 1986, en la actual Ucrania, que se expandió por Europa, y cuyos efectos de radiación produjeron muertes y brotes de enfermedades incurables y degenerativas.

La madre de Friese le prohibió salir por temor a la lluvia ácida. Los caramelos, de igual forma: podían ser radioactivos.

Baran bo Odar creció bajo los mismos cuidados, pues su padre trabajó durante muchos años en una central nuclear. "Estamos abrumados de que nuestra historia sea un éxito entre la audiencia mundial. Nunca habíamos producido una serie de diez episodios de una hora. Es una película de diez horas, en todo caso", festeja el director de El silencio (2010), ¿Quién soy yo? (2014) e Insomne (2017). A la luz de sus antecedentes, un maestro del suspenso.

Suspenso que gobierna este melodrama de ciencia ficción, donde la iluminación proviene de la luna y las linternas. De día la propuesta se mantiene: el paisaje se torna gris.

Cómo no: es una serie donde el disparador son niños raptados que aparecen muertos con cicatrices en los ojos. Y cuyo villano a pesar de no creer en Dios lo utiliza para cometer atrocidades en su nombre. Se camufla bajo una sotana, por supuesto.

Los cabos sueltos y el rompecabezas de las cuatro familias reclamaban una segunda temporada. El 20 de diciembre se confirmó. Está prevista para el 2019. Y de momento se está realizando un casting en México y Argentina para añadir el elemento latino a un elenco de predominio europeo.

Poseen respaldo: disponible en trece idiomas, 'Dark' fue vista en Alemania, en su primera semana de estreno, por tres millones de personas.

"La distinción entre pasado, presente y futuro es una ilusión", reza una voz en off. 'Dark', el misterio del tiempo. (R.G)

Te puede interesar

Nuestras portadas