Fenónemo virtual

La revolución del Bitcoin

La primera criptomoneda ha alcanzado este año su valor más alto y se ha convertido en un verdadero boom entre los inversionistas. De costar sólo unos centavos de dólar, hoy bordea los 15 mil y ya es vista como una verdadera revolución de la economía mundial.

Edgar Gamboa

Domingo, 31 de Diciembre del 2017

El salón principal de un hotel miraflorino acoge la reunión semanal de una discreta “sociedad de emprendedores”. La actividad, anunciada para las 7:30 de la noche, ha iniciado con media hora de retraso, pero esto no parece molestar a los organizadores. Es el último miércoles del 2017 y la noticia sobre el alza del Bitcoin, la moneda digital en la que invierten buena parte de su dinero, ha atraído al doble de personas que acostumbran recibir.

–¿Invitado o socio?– preguntan los anfitriones a todo el que llega.

–Invitado– responde la mayoría.

Aunque se respira un hálito de misterio, un enrarecido aire de secta o ceremonia Iluminati, no existe una contraseña para ingresar a la reunión. Basta decir el nombre y apellido de un socio (que se cotejará con una lista oficial) para que se abran las puertas del auditorio, donde se oberva a varias personas de pie. "Ya no hay sitio, trate de acomodarse", indica el encargado, convencido de que ningún invitado puede quedar fuera.

Lo que ocurre adentro es una exposición de experiencias de éxito alrededor del Bitcoin, la primera y más importante criptomoneda, cuyo valor, al cierre de esta edición, bordeaba los 14 mil 500 dólares (US$ 14,492.18 para ser exactos). Aunque no lo dicen (lo que nos obliga a investigar por nuestra cuenta), los miembros de esta "sociedad discreta" se dedican al trading, es decir a negociar y/o especular con el Bitcoin en los mercados financieros, con el objetivo de generar rentabilidad en el tiempo.

La reunión en este hotel de Miraflores (a la que finalmente no nos dejan ingresar), es para captar nuevos socios y animarlos a invertir en este creciente negocio. Pero el trading no es la única manera de conseguir ganancias con el Bitcoin. El establecimiento de una nueva economía, a partir de esta y de otras criptomonedas, está generando nuevas actividades sumamente rentables.

Todo por unas pizzas

Creado en 2008 como instrumento de transacción independiente y descentralizado, libre de intermediarios (bancos) y reguladores (gobiernos), el Bitcoin careció de valor monetario por mucho tiempo. Su creador, un misterioso personaje conocido con el nickname de 'Satoshi Nakamoto', posiblemente nunca imaginó que revolucionaría la economía para siempre.

Si bien se considera al Bitcoin como la primera criptomoneda, no fue pensada como dinero inicialmente. Nakamoto planteó una herramienta de intercambio directo, de usuario a usuario, protegida por la criptografía y la tecnología conocida como Blockchain (cadena de bloques), de uso exclusivo en internet.

Sin embargo, el 22 de mayo del 2010 todo cambió. Ese día, un usuario de los foros Bitcointalk, pagó 2 mil bitcoins por dos pizzas compradas indirectamente a la cadena de comida rápida Papa John's. En ese momento esta criptomoneda adquirió un valor en el mercado y empezó a considerarse un activo financiero.

Sólo dos meses después, la empresa Mt.Gox inició sus servicios como broker (cambista) de bitcoins, abriendo un mercado que al día de hoy continúa en crecimiento, pese a que en agosto de ese mismo año surgió la primera y única gran vulnerabilidad en el protocolo Bitcoin, creando incertidumbre entre sus incipientes inversionistas.

Una nueva economía

Para entender lo que pasó, hay que comprender cómo funciona la Blockchain, el sistema a través del cual se realizan transacciones con Bitcoin y otras criptomonedas. Este es considerado generalmente como un gran libro contable, en el que a través de la criptografía queda registrado cada movimiento o transferencia de valor que se realiza.

En agosto del 2010, todavía no se verificaban las transacciones antes de ser incluidas en la cadena de bloques o blockchain, por lo que usuarios maliciosos, aprovechando esta situación de vulnerabilidad, emitieron 184 mil millones de bitcoins en una sola transacción. No obstante, en cuestión de horas la transacción fue detectada y borrada.

Desde entonces, existen personas encargadas especialmente de verificar cada transacción en el blockchain y a cambio de su correcta (y honesta) labor, son retribuidas con bitcoins. Su función, es como la de un fiscalizador o un notario. Justamente, el CEO de la empresa Everis en Perú, Javier Hoyle, considera que gracias al blockchain se prescindirá de los notarios en un futuro.

"La tecnología Blockchain nació como un medio para la transferencia de criptomonedas, pero hoy es aplicable para muchas otras cosas. Gracias a ella se puede transferir un bien o una propiedad sin necesidad de un notario. Es muy segura y a prueba de fraudes. Entidades privadas como bancos o aseguradoras, incluso la Sunat, pueden beneficiarse con esto", comenta optimista.

Otra actividad vinculada al blockchain es la 'minería'. Entendiendo que el Bitcoin funciona como un metal precioso que se puede comprar con dinero fiduciario a través de un broker o un cajero automático, cada vez que un programador desencripta el código de estas monedas, recibe un pago por ello. Es como encontrar una pepita de oro. Así nacieron los mineros digitales.

Pero como en la minería real, existen los mineros artesanales y las grandes empresas extractoras. En un reciente artículo del portal tecnológico Xataka.com, se evalúa si es realmente rentable dedicarse a la minería de bitcoins en la actualidad. Entre los inconvenientes que se mencionan, destaca la fuerte inversión que debe hacerse en hardware y energía para montar tu propia mina, además de la competencia inviable con las grandes empresas que se dedican a esto.

Amenazas y mitos

La independencia del Bitcoin respecto de las normativas del Fondo Monetario Internacional (FMI), de las regulaciones de los gobiernos y los bancos que controlan la economía mundial, ha llevado a que muchos consideren esta criptomoneda (o criptodivisa) como una amenaza para la estabilidad de las divisas. Pero la propia Bitcoin no está libre de amenazas.

Recientemente, el gobierno chino ordenó una serie de restricciones y prohibiciones que provocaron la caída más significativa del Bitcoin: perdió prácticamente la cuarta parte de su valor en solo una semana. Esto ocurrió a inicios de mes, pero tras la baja nuevamente repuntó y todo anuncia a que seguirá en alza como a lo largo de todo el 2017.

Una de las personas que se ha mostrado más atenta (y temerosa) al crecimiento del Bitcoin, ha sido Jamie Dimon, CEO de JP Morgan, uno de los bancos más importantes del mundo. Para Dimon, el llamado "oro digital" es un fraude e incluso ha amenazado con despedir a cualquiera que sea lo "suficientemente estúpido” para comprarlo. En más de una declaración, ha gritado que los gobiernos cerrarán Bitcoin "porque está en una burbuja especulativa que arruinará a los inversores".

Como todo fenómeno que amenaza el sistema, Bitcoin no está libre de teorías conspirativas. Una de las más difundidas es la que refiere que su creador, Satoshi Nakamoto, no es más que un agente (o un grupo de estos) de la Reserva Federal (FED) de los Estados Unidos, y que toda la supuesta independencia de la criptomoneda es sólo un engaño que pronto se descubrirá.

Otro mito más reciente, también tiene que ver con la FED y la supuesta creación de su propia criptomoneda: el FedCoin, un intento desesperado por traer abajo al Bitcoin y salvar al dólar. Según los que creen esta teoría, el FedCoin sería lanzado en el 2018.

Sea cual sea el futuro de esta criptomoneda, lo cierto es que cada día sigue incrementando su valor y que representa, hoy por hoy, la más importante creación en lo que va de este siglo.

• Gemelos millonarios.

Los hermanos Cameron y Tyler Winklevoss, famosos por acusar a Mark Zuckerberg de haberles robado la idea de Facebook, son de las personas que poseen más bitcoins en el mundo.

• ¿Eres Satoshi Nakamoto?

Desde su creación en 2008, varios programadores e ingenieros, como Gavin Andresen, Shinichi Mochizuki, Dorian Nakamoto, Neal Rey, Vladimir Oksman, Charles Bry, entre otros, han sido acusados de haber inventado la criptomoneda.

Te puede interesar

Nuestras portadas