Áspero, la realidad de un milenario sitio arqueológico que demanda más apoyo del Estado

Ruth Shady, directora de la Zona Arqueológica de Caral, lamenta que hayan recortado el presupuesto del complejo y confirma que continúan los problemas de seguridad.

La Republica



Ruth Shady, destacada arqueóloga, observa, con una amplia sonrisa, las celebraciones por el décimo primer aniversario de las investigaciones en Áspero, el antiguo puerto de Caral. La calma, sin embargo, desaparece al recordar que, pese a su historia, el Estado todavía no le da la importancia que merece.

PUEDES VER:Áspero, antiguo puerto de Caral, y el fervor de revivir su milenaria tradición | FOTOS y VIDEO

Hace solo unas semanas, la Zona Arqueológica de Caral (ZAC), presentó el notable hallazgo de una mujer de élite en este complejo. ¿Su valor? Alto, pues tiene unos 4500 años de antigüedad.

“Falta más, quizá mucha más atención. El Estado designa apenas el 0.22% del PBI para el patrimonio. Se necesita mayor conocimiento sobre su importancia como recurso”, apuntó Shady, en diálogo con LaRepublica.pe.

Y es que, pese a que ya son 11 años de investigaciones (que fueron celebradas el pasado fin de semana) y los avances son cada vez más notables, existen problemas muy concretos que afectan la histórica zona.

Recorte de presupuesto

Uno de ellos, y quizá el más importante, es el recorte que ha sufrido el presupuesto designadopara los once sitios arqueológicos que conforman el complejo de Caral.

Ha sido disminuido de 11 millones y medio a solo 9 millones y medio. Eso no nos alcanza sino hasta agosto y ahora esperamos que el cambio de gobierno pueda ser significativo”, añadió la arqueóloga.

Para Shady, es fundamental que se tenga una visión del desarrollo a través del patrimonio cultural con el que cuenta el país. Eso, hasta el momento no se ha priorizado, detalló.

Falta de seguridad

David Palomino, jefe de la ZAC, explica que otro problema fundamental es la seguridad. Y es que todos los hallazgos de Áspero han sido llevados a Lima ya que han sufrido robos en algunas oportunidades.

Ha pasado casi un año desde el asesinato de la perrita guardiana de Caral y Shady confirma que todavía es víctima de amenazas en Facebook, por parte de sujetos que quieren traficar con terreno que forma parte de nuestro patrimonio cultural.

Pese a ello, las más de 30 personas que laboran en el lugar no dudan en continuar sus trabajos. Además, no todo es negativo. Este sitio, que hace solo unas décadas era un basural para los distritos cercanos y, tras mucho trabajo, ha sido recuperado, podrá ser gestionado de forma más directa.

El Congreso ha aprobado la ley que al Proyecto Especial Arqueológico Caral en una Unidad Ejecutora y solo falta que esta sea promulgada.

“La inicativa es importante. Nos da autonomía para hacer gestiones. En la actualidad tenemos problemas porque siempre debemos consultar lo que se hace. Ahora tendremos autonomía para mostrar los proyectos que tenemos”, explicó Shady.

img
Los instrumentos musicales hallados en Áspero Foto: Difusión

Lo que se viene a futuro

La idea de los administradores de la ZAC, es implantar un Museo de la Historia de la Pesca en la antigua casa de Luis Banchero Rossi, para destacar la importancia de la anchoveta en la antigüedad.

Asimismo, se busca recuperar la vivienda de José María Arguedas, para que puedan servir como atracciones turísticas en Supe Puerto.

Las investigaciones continuarán en el lugar. Según Palomino, cada año se hacen entre 80 y 100 hallazgos en los 10 sectores que han sido delimitados dentro de Áspero, el complejo que demanda, por su historia, más apoyo del Estado.

Noticias Relacionadas